Sucesos

Detenida por amenazar con un cuchillo a unos niños que estaban en un parque infantil

Semanas antes había sido arrestada por maltratar violentamente a su perro

La Policía Local de Málaga ha detenido a una mujer de 26 años como presunta autora de un delito de amenazas con un cuchillo y ante menores en una zona infantil de la capital.

Los hechos tuvieron lugar en el paseo de la Farola, cuando la mujer se acercó descalza a varios menores de siete y ocho años que se encontraban junto a unos familiares en un parque infantil de la zona y, sin motivo aparente, comenzó a amenazarlos con un cuchillo de grandes dimensiones y a proferir insultos.

El citado cuerpo señaló que la situación se prolongó durante aproximadamente unos dos minutos, tras lo que la mujer abandonó el lugar; aunque se dio aviso a los agentes, que se personaron y se entrevistaron con las víctimas.

Con la ayuda de testigos, la mujer fue localizada en las inmediaciones de Muelle Uno, y al dirigirse los agentes hacia ella, respondió tirándose al suelo, boca abajo y manifestando que el cuchillo lo había tirado al agua.

Ante los hechos, los policías locales procedieron a su detención y traslado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puesta a disposición judicial.

El pasado 18 de julio, esta misma persona ya fue detenida como presunta autora de un delito de maltrato animal, amenazas, y desobediencia grave a los agentes.

En aquel caso, la mujer caminaba junto a su perro, de raza cruzada y pequeño tamaño, por las barriadas de Santa Paula y Los Guindos, al cual, según la versión de numerosos testigos, golpeaba de forma violenta y reiterada en la cabeza y arrastraba por la acera.

Uno de los testigos que le recriminó su actitud supuestamente fue amenazado de muerte por la mujer, hasta que finalmente un joven que presenció cómo golpeaba con fuerza en la cabeza al perro y llegaba a pisarle la misma con suma violencia contra el suelo, procedió a arrebatárselo al ver que no cesaba en su agresión. La mujer gritaba «que con su perro hacía ella lo que le daba la gana» o «que criaba a su perro como ella quería».

El propio joven, ante los daños sufridos por el animal, procedió a trasladar voluntariamente al mismo a una clínica veterinaria para que recibiese la adecuada asistencia. Una vez personados los agentes en el lugar, la mujer los desobedeció gravemente, negándose de forma reiterada a ser identificada y a colaborar con los policías locales.

Junto con este reciente antecedente, a la detenida le constan numerosas reseñas por diversos hechos delictivos tales como robo o hurto, entre otros.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios