Los toboganes acuáticos más altos del mundo

Experiencias de vértigo con caídas libres de hasta 51 metros de altura a más de 100 kilómetros por hora

Actualizado:12345
  1. Verrückt en Kansas City

    El parque acuático Schlitterbahn Waterpark Kansas City, cuenta con el tobogán de agua más alto del mundo. Verrückt, «locura en alemán» ha sobrepasado todos los límites con una altura de 168 pies -algo más de 51 metros de altura-. El descenso, reservado para los más valientes, se realiza en una balsa de tres personas que sentirán el vértigo en una caída dividida en dos partes ya que tras el primer descenso la balsa asciende una pequeña rampa para volver a bajar y descargar así la drenalina de los bañistas.

  2. Kilimanjaro en Brasil

    Antes de que Verrückt le arrebatara el título del «Tobogán más alto del mundo» un tobogán de un parque acuático de Brasil ostentaba el record en Aldéias das Águas Park Resort en Barra do Piraíel. Kilimanjaro ganó en 2013 el título del tobogán de agua más grande del mundo en el estilo de caída libre, medida, verificado y aprobado por libro Guinness.

    El tobogán Kilimanjaro, principal atractivo de este parque acuático, fue construido en 1999 con una altura de 49,9 metros. El descenso alcanza una velocidad de 100 km/h con una inclinación de 60º.

  3. Insano en Fortaleza, Brasil

    En la ciudad de Fortaleza, en Brasil, está Beach Park, un parque acuático en la playa del parque en Aquiraz con uno de los toboganes más impresionantes del mundo, el «Insano» de 135 pies de altura o lo que es lo mismo 40 metros. Los bañitas que tienen el valor de tirarse por este tobogán de agua puedan alcanzan una velocidad de unos 105 kilómetros y el trayecto en total es de solo unos cuatro segundos aproximadamente.

  4. Capitán Spacemaker, Italia

    El Aqualandia de Jesolo, en Venecia reserva a sus bañistas una verdadera aventura en su tobogán Capitán Spacemaker de 42 metros de altura. En este caso el descenso se lleva a cabo en balsas de tres o cuatro personas y alcanza una velocidad de 100 km/h.

    Capitán Spacemaker fue bautizado en la televisión italiana como «el tobogán de las personalidades» porque cada año una serie de personajes de la televisión, el espectáculo o la empresa descargan adrenalina en sus descensos.

  5. «VértiGo», en Benidorm

    El parque acuático Aqualandia de Benidorm estrenó en 2013 «VértiGo», el tobogán-cápsulamás alto del mundo, con 33 metros de caída en la que se alcanzan los 100 kilómetros por hora.

    VertiGo está formada por dos toboganes-cápsula, uno de 33 metros de altura, y otro de 28 metros para los menos osados. El primero es el tobogán más alto de Europa y el tobogán-cápsula más alto del mundo.

    El cliente accede al tobogán a través de una cápsula hermética y transparente que se cierra. Bajo los pies del usuario hay una trampilla que se abre a través de un botón que controla el socorrista situado en la salida del tobogán y, a partir de ese momento, comienza una caída por el tobogán.