Los músicos callejeros de Palma deberán tener un repertorio mínimo de 18 temas para «no cansar»

Los artistas tendrán que contar a partir de ahora con un carnet específico, que expedirá el propio consistorio, para poder actuar en la vía pública

Palma de MallorcaActualizado:

Los músicos callejeros de Palma deberán tener a partir de ahora un repertorio mínimo de 18 temas, «con el fin de asegurar una diversidad de obras para no cansar a las personas que diariamente les escuchan desde su casa o desde la oficina». Ya no será suficiente, como hasta ahora, interpretar cuatro o cinco grandes éxitos de The Beatles, de ABBA o de Joan Manuel Serrat.

Así se recoge en la nueva instrucción del consistorio palmesano que regula la actividad de los artistas callejeros, que incluye a músicos, cantantes, pintores, esculturas humanas, bailarines, titiriteros, payasos, acróbatas y malabaristas. La citada disposición municipal entrará en vigor el próximo mes de junio.

Cabe recordar que en el Ayuntamiento de Palma gobierna un tripartito conformado por el PSOE, MÉS y Podemos. El alcalde es en la actualidad el ecosoberanista Antoni Noguera. La nueva instrucción fue presentada la pasada semana por parte de la regidora de Participación Ciudadana, Eva Frade, de Podemos. Frade indicó que la citada disposición es una herramienta «innovadora», que sigue la línea de ciudades como «París, Nueva York o Barcelona» y que ha sido fruto de un diálogo entre «vecinos, servicios y artistas que ha durado más de dos años».

Condiciones fijadas

La instrucción determina los espacios y los horarios en los que podrán actuar los distintos artistas. Dicho documento es un anexo de la Ordenanza de Ocupación de la Vía Pública, que fue aprobada en septiembre del pasado año. Según explicó también Frade la pasada semana, a partir de ahora será obligatorio que todos los artistas callejeros dispongan de un carnet, que será expedido por el propio consistorio, para poder así ejercer su actividad en zonas como el centro histórico o la Playa de Palma.

La solicitud de los prepectivos carnets para poder actuar en la temporada de verano —de junio a octubre— se podrá hacer entre los días 1 y 15 de mayo en las dependencias municipales. La solicitudes tendrán que hacer referencia al espacio concreto en el que se quiere actuar y deberán ir acompañadas de un dosier con las actividades previstas.

Por lo que respecta al caso concreto de los músicos, en la instrucción también se indica que no se permitirá el uso de instrumentos de percusión que «no puedan garantizar la convivencia vecinal» ni el uso de aparatos de amplificación de más de 30 watios. Además, las actuaciones no podrán superar los 40 minutos. Por otro lado, la actividad de los músicos callejeros estará prohibida en las zonas declaradas como acústicamente contaminadas, tanto en verano como en invierno. La nueva disposición municipal también prohíbe, por último, que los artistas se puedan situar frente a la Catedral, la calle Palacio Real y la plaza de Cort, que es el espacio en el que se ubica el consistorio.