Vídeo: Un oncólogo muestra en twitter el fatal error de tratar un cáncer de mama con medicina alternativa ATLAS

Mueren dos pacientes con tumores en la mama asistidos por curanderos

Mueren dos pacientes con tumores en la mama asistidos por curanderos

BarcelonaActualizado:

Una mujer que sufría uno de los tipos de cáncer de mama con peor pronóstico, el triple negativo, y que fue tratada solo con pseudoterapias, falleció hace dos semanas en el Hospital Josep Trueta de Gerona como consecuencia del avanzado estado de su enfermedad. Así lo ha denunciado en su cuenta de Twitter el facultativo que la atendió en el servicio de Urgencias el pasado diciembre, el oncólogo Joaquim Bosch, del Servicio de Oncología Médica del centro. La paciente, con metástasis en los huesos, había rechazado el tratamiento convencional con quimioterapia y estaba siendo tratada por un curandero de Barcelona, reconoce el facultativo.

Con un texto en las redes sociales, acompañado de una imagen de la mama afectada, el especialista denuncia que la mujer llegó al hospital con el pecho «putrefacto» y con un cuadro de fiebre elevado como consecuencia de la infección. «Y tu “terapeuta” alternativo, ¿qué dice del tumor?», preguntó el doctor a la mujer. «Que si sale hacia fuera es bueno, significa que se está oxigenando», respondió.

Los oncólogos del Josep Trueta decidieron operar a la paciente; murió poco después. Fuentes del Instituto Catalán de Oncología consultadas por ABC, no quisieron hacer ninguna declaración. Compañeros de servicio de Bosch se limitaron a afirmar que el facultativo está de vacaciones.

Ayer, otro especialista en cáncer relató la muerte de una paciente con el mismo cáncer que falleció por rechazar la terapia convencional y confiar en terapias sin base científica. «La impotencia es extrema. Hierbas, cannabis, ingesta de orina, ayurvédica... Espantoso», respondía a Bosch en Twitter Álvaro Rodríguez-Lescure. «La paciente decidió no tratarse y recurrió a pseudoterapias. Volvió año y medio después (la “trajo” su madre), así, llena de metástasis y, poco después, falleció. Ella no aceptaba la evolución. Pensaba que iba “cada vez mejor”», denunció.