La conmovedora búsqueda de Sara en Madrid: una chica china quiere encontrar a una niña de su orfanato

«Es literalmente lo único que tengo y que sé de mi pasado, antes de que mis padres me adoptaran», escribe casi 18 años después

MadridActualizado:

«Es literalmente lo único que tengo y que sé de mi pasado, antes de que mis padres me adoptaran». Este es el tuit que ayer conmocionó a cientos de usuarios de Twitter. Iba acompañado de una tierna foto, con un bebé en un carrito, y una chica joven a su lado. Es este:

Y el mensaje llevaba implícito un llamamiento a la «colaboración ciudadana»: «Tengo que intentar esto. Necesito encontrar a la niña que sale a mi derecha en la foto (yo soy la del carrito). Ahora debe tener 21-23 años. No sé su nombre y ésta es la única foto que tengo. Si te reconoces en la foto, por favor, háblame».

La usuaria, @NotSara está en España, procedente de China, y está buscando a su amiga del orfanato, con quien pasó tiempo de su niñez y con la que tan buenas migas hizo. Su fórmula para dar con ella llamó la atención de decenas de internautas que, cautivados, retuitearon su mensaje o le escribieron para infundirle ánimos.

«A esta niña la adoptaron a la vez que a mí. Compartíamos orfanato en Hubei (China) y a ambas nos adoptaron en Wuhan, en mayo del 2001. Por lo que me contaron mis padres, esta niña, durante el proceso de adopción, por alguna razón, nunca se separaba de mí», comenta la joven.

El hilo de Twitter, donde explica su emocionante historia y que te invitamos a que leas, ha sido compartido por más de 40.000 personas. Y eso en solo unas pocas horas.

«Compartíamos orfanato en Hubei y nos adoptaron a ambas en Wuhan, en mayo de 2001. Ahí nos separamos por primera vez»

«La traductora que acompañaba a mis padres habló con ella y les explicó que esta niña cuidaba de mí en el orfanato. Al yo tener 11 meses y ella 5 años, ella era de las “mayores” y por eso tenía que cuidar de mí (ayudarme a comer, lavarme, vestirme, etc.) como una hermana mayor», escribió. En la búsqueda de esa hermana mayor,

Cuando tuvieron que abandonar China, la pequeña no paró de gritar su nombre. «Lo único que sé de ellos es que los padres eran mayores (40-50 años) y que residían en Madrid, pero a estas alturas, 18 años después, no tengo ni idea de qué habrá pasado con ellos ni con la niña», afirma.

Sara remata: «Creo que no entendéis la carga emocional que supondría para mí encontrar a esta chica. Es literalmente lo único que tengo y que sé de mi pasado, antes de que mis padres me adoptaran. No sé nada de mis padres biológicos ni de ningún pariente. Por favor, ayudadme a encontrarla».