Imagen de archivo de un agente de Policía revisando el material intervenido en una operación similar
Imagen de archivo de un agente de Policía revisando el material intervenido en una operación similar - ABC
Sucesos

Devuelven a prisión a un pederasta de Sevilla que acosó a más de 140 niños en internet

Fue detenido el pasado 6 de marzo después de haber salido en libertad provisional por otra investigación similar

SevillaActualizado:

Un pederasta de Sevilla tiene abiertas hasta cinco causas judiciales por delitos como tenencia de pornografía infantil, corrupción de menores o acoso. La Policía le contabiliza cerca de 150 víctimas, todos niños, a los que había conocido a través de internet. El pasado 6 de marzo fue detenido en el Parque de Miraflores tras una nueva denuncia de un padre. Antonio G. P., de 36 años, había salido de prisión en noviembre de 2018 y según la información recabada por los investigadores volvió a las andadas el pasado mes de enero.

Ese perfil reincidente ha pesado para que el juzgado haya ordenado su ingreso en prisión provisional otra vez. En la anterior ocasión permaneció un año recluido, según confirman desde la Policía.

Este pederasta se camufla en internet recurriendo a perfiles falsos. Se hace pasar siempre por una adolescente y gracias a esa identidad inventada consigue conectar con los menores. En esta nueva investigación, los agentes han localizado hasta cuatro víctimas. Se trata de niños de 13 años. Sin embargo, sospechan que Antonio G. P. pudo haber entrado en contacto virtual con otros siete u ocho menores. La investigación sigue abierta y los agentes esperan que con la difusión de esta noticia puedan aparecer más afectados.

En la anterior operación, los investigadores detectaron hasta 140 niños a los que el pederasta había conocido en la red y les había pedido material pornográfico.

La denuncia de un padre

La denuncia que ha dado lugar a este nuevo caso se presentó el pasado 14 de enero en la comisaría de Alcalá de Guadaíra. Un padre había descubierto en el teléfono móvil de su hijo muchos mensajes de contenido sexual que supuestamente le estaba enviado una chica joven. Su hijo le confesó que la había conocido en la red social Instagram y a través de ella se intercambiaron los números de teléfonos. A partir de entonces iniciaron una relación virtual por whatsapp.

«La finalidad última de este sujeto era quedar con los menores con fines sexuales, no pudiendo lograr su propósito gracias a su inmediata detención», explicaba este miércoles la Policía Nacional a través de un comunicado, en el que subrayaban que el método empleado por el detenido para acosar a sus víctimas se conoce como 'child grooming'.

Además de inventarse un perfil, el detenido usaba el teléfono móvil de un tío suyo que ya había fallecido para complicar su localización. Gracias a la intervención que hicieron los agentes de ese terminal, han podido recabar indicios de las prácticas de este pederasta.