Es noticia:

Cuando «Sensación de vivir» quiso vetar a Luke Perry

Luke Perry, que ha fallecido este lunes a consecuencia de un derrame cerebral masivo sufrido la semana pasada, fue una apuesta personal de Aaron Spelling, productor de la ficción

Muere Luke Perry, Dylan en Sensación de vivir

Luke Perry, de «Sensación de Vivir», ha muerto a los 52 años
Luke Perry, de «Sensación de Vivir», ha muerto a los 52 años
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Después de sufrir un derrame cerebral masivo la semana pasada, el actor Luke Perryha muerto a los 52 años.

«Perry estaba rodeado de sus hijos, Jack y Sophie; su novia, Wendy Madison Bauer; su ex esposa, Minnie Sharp; su madre, Ann Bennett; su padrastro, Steve Bennett; su hermano, Tom Perry; su hermana, Amy Coder y otros familiares cercanos y amigos», ha dicho su representante a través de un comunicado que recoge «Variety». «La familia aprecia el flujo de apoyo y las oraciones que se han extendido a Luke Perry de todo el mundo, y solicita respetuosamente la privacidad en este momento de gran luto. No se darán a conocer más detalles en este momento», ha añadido.

Famoso por «Riverdale» pero sobre todo por «Sensación de vivir», pocos saben que en su día a punto estuvo de no interpretar al chico malo de la ficción de FOX. Como Dylan McKay, Luke Perry se convirtió en un sex symbol de la década de los noventa, adquiriendo gran popularidad hasta el momento de su muerte. De hecho, formó parte del elenco de «Érase una vez en Hollywood», la esperada película de Quentin Tarantino, ambientada en el vecindario donde asesinaron a Sharon Tate.

«Sensación de vivir», ficción de la cadena estadounidense Fox (emitida por Telecinco en España), albergó desde 1990 hasta 2000 todo tipo de inimaginables conflictos, tragedias y romances de un grupo de «jóvenes». La serie llegó a alcanzar las diez temporadas y los casi 300 episodios (eso sin contar su continuación que duró cinco temporadas y 114 episodios más entre 2008 y 2015).

La original «Sensación de vivir» fue también el trampolín al estrellato para sus intérpretes, desde Luke Perry, que ha fallecido este lunes después de sufrir un derrame cerebral masivo, como Shannen Doherty, la mítica Prue Halliwell de «Embrujadas». Actores y actrices que, sin embargo, no han logrado deshacerse de la sombra del primer y único éxito tras casi treinta años.

Hace unos años la cadena de televisión Lifetime emitió la historia no autorizada de «Beverly Hills, 90210» (siguiendo los pasos de otras series de éxito como «Salvados por la campana» o «Padres forzosos»), que aireaba la realidad de los trapos sucios de los actores y el rodaje. La TV movie, dirigida por Vanessa Parise, arrojó luz a los momentos previos a ser cancelada, el drama entre los miembros del reparto y productores y algunas curiosidades.

Aunque no fue uno de los miembros del reparto más problemáticos, en comparación con Shannen Doherty, por ejemplo, de la que Jason Priestley dijo que era «una diva caprichosa e insoportable», Luke Perry a punto estuvo de no formar parte de «Sensación de vivir».

Antes de interpretar al chico malo Dylan McKay, pareja en la ficción de Brenda Walsh (Doherty), era obrero de la construcción, profesión que desempeñaría también en la serie «Riverdale». En un principio no fue uno de los intérpretes deseados por la cadena FOX, por lo que el productor tuvo que pagar el sueldo de su propio bolsillo. Era, por lo tanto, una apuesta personal del productor Aaron Spelling, hasta que se convencieron de que encajaba perfectamente en el papel de chico malo y le dejaron pasar a ser un miembro más del reparto regular.