Es noticia:

John Cazale, el mejor secundario de la historia de Hollywood

El actor, que murió de forma prematura por un cáncer de pulmón, hizo cinco películas y todas fueron nominadas en la categoría reina de los Oscar

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Vividor empedernido, fumaba y bebía en cantidades industriales. Eterno secundario, se movía como si tuviera todo el tiempo del mundo por delante, conocedor de la clandestinidad a la que relegan los segundos planos. Era lento porque disfrutaba de cada instante, de cada secuencia, de su química en el escenario con Meryl Streep, Pacino o De Niro, sin ser consciente de que el tiempo se le escurría entre los dedos. Así lo hizo hasta que empezó a escupir sangre, el primer síntoma de su prematura muerte a los 42 años, de la que este lunes se cumplen cuatro décadas.

John Cazale murió como James Dean, dejando pocas películas atrás pero una huella imborrable en la industria. Paradógicamente, su calma le fue arrebatada de forma fulminante, cuando un cáncer de pulmón frenó de forma repentina su fulgurante trayectoria. Y, pese a sus logros, su nombre apenas es un resuello en los anales de la historia del cine, muy lejos de lo que estaba llamado a ser, un actor legendario.