EN PROYECTO. Los depósitos de la antigua Tabacalera, junto a la Avenida Juan Carlos I. / ANTONIO VÁZQUEZ
CÁDIZ

El Ayuntamiento analiza con Altadis el uso de los depósitos de tabaco de Loreto

La revisión del PGOU, donde se recoge el cambio de calificación del suelo, permitiría crear un importante centro de ámbito cultural de cara al 2012 La operación dependerá de la negociación con la empresa propietaria del terreno

Actualizado:

La alcaldesa, Teófila Martínez, ya ha mantenido los primeros contactos con Altadis para analizar el uso de los depósitos de la antigua Tabacalera situados junto al barrio de Loreto. De esta manera, el Ayuntamiento de Cádiz pretende conseguir la cesión del suelo a la ciudad para llevar a cabo la construcción de un importante centro de ámbito cultural.

Con esta toma de contacto para tratar principalmente aspectos técnicos, el Ayuntamiento comienza una negociación cuyo resultado será fundamental para la celebración del Bicentenario de la Constitución, ya que estas instalaciones pueden convertirse en uno de los centros neurálgicos de la oferta cultural y de ocio que se desarrolle en la capital gaditana durante este año.

Además, el avance del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) ya recoge un cambio de calificación de los terrenos como Sistema General de Equipamiento y Dotación, con uso preferente cultural público. De esta manera, el suelo dejará de ser industrial para albergar otro tipo de instalaciones.

El cese de la actividad de una parte importante de esta empresa tabaquera tras un nuevo proceso de reconversión dejará libre uno de los espacios con mayor superficie de Extramuros, que permitirá llenar el vacío cultural que existe en esta zona de la ciudad, donde se concentra un gran núcleo de población.

El proyecto de este gran centro cultural pretende convertir el espacio en una zona adecuada para acoger todo tipo de espectáculos, exposiciones, talleres y actividades, aunque también se ha barajado la posibilidad de ofrecer otro uso para instalar también comercios, zonas verdes e incluso dependencias universitarias. Esta unificación permitiría una diversificación de la actividad en la zona, enriqueciendo así la vida de todos aquellos usuarios que utilicen las instalaciones para cualquiera de sus usos.

Su ubicación junto a la nueva Avenida Juan Carlos I, de fácil acceso tras la ejecución del soterramiento de la vía del tren, y en una zona rodeada de importantes núcleos de población, ha sido clave a la hora de seleccionar el espacio, ya que se ha asegurado una importante demanda ciudadana. Todos estos aspectos tendrán que ir tratándose en encuentros posteriores para ir definiendo un proyecto que acaba de comenzar a rodar.