REUBICACIÓN. El Piojito dejará la Avenida Guadalquivir por la Avenida de la Bahía. / ANTONIO VÁZQUEZ
CÁDIZ

El acuerdo con los comerciantes permitirá trasladar el Piojito a finales de este mes

Los 290 vendedores ambulantes que ocupan los puestos del tradicional mercado renuevan sus licencias y aceptan el cambio de ubicación a la Avenida de la Bahía

Actualizado:

El esperado cambio de ubicación del Piojito de la Avenida Guadalquivir a la Avenida de la Bahía se producirá a finales de este mes o, lo más tardar, a principios del próximo mes de mayo. Así lo confirmaron ayer fuentes municipales tras conocerse que los 290 vendedores ambulantes que ocupan los puestos en la actualidad han aceptado las nuevas ordenanzas municipales, y por tanto, han renovado sus respectivas licencias.

De este modo, los comerciantes colocarán sus puestos en la parte de la acera del paseo marítimo de La Paz -desde la glorieta situada junto al centro comercial de El Corte Inglés hasta la glorieta del barrio de Puntales, pasando por el viario provisional situado junto a las instalaciones deportivas del Manuel Irigoyen- quedando el resto de la vía libre para el paso de los viandantes. Asimismo, cada licencia otorgada tiene asignada una plaza de aparcamiento para una furgoneta, de un máximo de 6 metros de largo, y obligará a mantener adosado el vehículo al puesto.

El acceso al mercado podrá efectuarse a través de los diferentes pasos de peatones situados a lo largo de toda la vía y por las glorietas, lo que permitirá garantizar la seguridad de los viandantes. Esta reordenación de la zona también va a permitir mejorar la seguridad de esta barriada de la ciudad, ya que en caso de emergencias, siempre habrá un carril disponible en la Avenida de la Bahía, entre las viviendas y la mediana, por el que se podrá llevar a cabo la evacuación.

Además, esta calle estará cortada al tráfico y sólo podrá ser utilizada por los vehículos aparcados en la zona. Precisamente, éste ha sido uno de los argumentos más sólidos utilizados por los vecinos para pedir el traslado.

Estas medidas puestas en marcha por los responsables del Ayuntamiento de Cádiz y que cuentan con la aprobación de la Junta de Andalucía, mejorarán no sólo la seguridad del mercadillo, sino también la limpieza, que se llevará a cabo con mayor rapidez, y el control de la ocupación.

Sin embargo, algunos de estos aspectos tendrán que ser matizados antes de que se active la nueva ordenación. De este modo, durante la próxima semana se producirá una reunión en el Ayuntamiento de Cádiz con representantes de las delegaciones de Medio Ambiente, Seguridad Ciudadana, Comercio y Sanidad para definir todos los aspectos relativos al mercadillo.

Reunión cumbre

El primer paso a seguir por los representantes municipales es el pintado de la zona para delimitar los espacios. Esta operación llevará varios días, ya que habrá que comunicarlo a las personas que utilizan normalmente las plazas de estacionamiento situadas en esta misma zona.

Posteriormente habrá que notificar por escrito el traslado a los comerciantes y aunar posturas sobre la forma de llevar a cabo el reparto de las bolsas de basura, o la colocación de los urinarios públicos y contenedores.

También está pendiente la elaboración de un nuevo plan de Tráfico, ya que el barrio sufrirá importantes cambios los días en los que se celebre el mercadillo.