El recuadro

Se juega el Falcon

Sánchez se juega la maldición bíblica de tener que ir por Ryanair

Antonio Burgos
Actualizado:

España se juega mucho en la «Dominica in Albis», el domingo siguiente al de Pascua de Resurrección, el 28 de abril electoral dichoso y ya famoso. Así pueden quedar muchos partidos: «in albis». Y muchas esperanzas de recuperar lo que entendemos por España: «in albis». Pero de lo que se juegue España en ese día parece que a quien nos ha convocado a las urnas, a Pedro Sánchez, le trae sin cuidado. Sánchez es de los de primero él, después él y luego él. Y se juega no solamente el poder, sino lo que ha convertido en su signo. Antes el símbolo del poder era una vara de mando, un bastón con puño de plata. Ahora el símbolo del poder,

Antonio BurgosAntonio BurgosArticulista de OpiniónAntonio Burgos