Renovación y progreso

La patronal de empresarios celebra su 40 aniversario bajo el prisma de una provincia que camina hacia el éxito

Actualizado:

Cuarenta años de evolución. No ha sido fácil presentar una provincia renovada, que camina hacia el éxito con pie firme. La patronal gaditana ha sido testigo y protagonista a la vez del cambio que ha experimentado Cádiz en las cuatro últimas décadas. La Confederación de Empresarios de Cádiz (CEC) acaba de soplar 40 velas y lo hace sin ataduras y con un horizonte muy esperanzador para los intereses económicos de la provincia. El presidente de los empresarios gaditanos, Javier Sánchez Rojas, ha insistido siempre en el binomio que componen la unidad y la acción, es decir, no se puede construir ni hacer provincia por separado. Esta máxima estuvo ayer muy presente en el acto de conmemoración de este aniversario, donde la unidad de los empresarios se ha complementado con la unidad política y la unidad sindical.

El resultado final ha sido una provincia que progresa, que sale de la crisis y que, gracias a la buena sintonía, ha logrado la paz social. Las empresas, según Sánchez Rojas, han tenido un papel determinante y muy relevante en la modernización y evolución de nuestra provincia, hasta convertirnos en la que tiene más vocación y acción exportadora, algo, por otro lado, natural por sus lazos históricos. Cádiz cuenta con más de 60.000 empresas, tras vivir una evolución marcada por los picos de sierra de las crisis económicas, especialmente la de 1993 y la más reciente, y también más dura. Las empresas, dice el presidente de la CEC, sustentan un modelo de sociedad basado en la generación de riqueza en forma de empleo. Y ahora vivimos nuevos momentos de cambios, esta vez generados por el ritmo de la evolución tecnológica y una sociedad cada vez más comprometida con valores como la sostenibilidad. Los empresarios avanzan que cuatro décadas después, el telón de fondo empresarial no es otro que la competitividad de las empresas, la globalidad, la internacionalización, las nuevas fórmulas de gestión, el relevo generacional, la conectividad… todo ello a una velocidad de vértigo. Los últimos datos de paro, con una caída del desempleo de más de 4.100 personas, abren las puertas de la esperanza hacia un futuro mejor. Es evidente que Cádiz ha evolucionado y hoy es un ejemplo de emprendimiento. La relación patronal-sindicatos ha cambiado en favor de un diálogo más fluido que han permitido la paz social. La patronal inicia ahora una nueva andadura hacia la transformación tecnológica. Suerte.