OPINIÓN

Una de misterio

Se equivocan los que piensan que los lugares misteriosos están siempre envueltos por brumas y niebla

Actualizado:

Se equivocan los que piensan que los lugares misteriosos están siempre envueltos por brumas y niebla; la prueba que demuestra tamaño error la tenemos en Cádiz que, si por algo se caracteriza, es precisamente por su luz y por sus enigmas presentes y pasados. Nuestro paisano Serrano Cueto da buena fe de ello con las historias que nos cuenta en sus libros sobre el Cádiz oculto. Incluso Iker Jiménez se vino hace unos años a Cádiz para grabar el programa Cuarto Milenio en el Falla que, por cierto, también tiene sus fantasmas. No se equivoquen, no se trata de los miembros del jurado, aunque en ocasiones sus fallos entren en el terreno de lo insondable, sino de las sombras misteriosas