OPINIÓN

Matar al mensajero

Los extremos se tocan y Vox y Podemos coinciden en su demonización de la prensa que consideran no afín a su ideología

Ignacio Moreno
Actualizado:

Uno de los indicadores más claros para dilucidar la calidad democrática de un partido político, sea del color que sea, es su concepto de los medios de comunicación. Del periodismo. Los partidos tradicionales, constitucionalistas de izquierdas o de derechas, como PSOE, PP y ahora Ciudadanos, entienden este punto a la perfección. Les gustará más o menos la línea editorial de cada medio, pero existe el respeto por la misma. Sin embargo, la irrupción en el tablero político de dos partidos extremistas, Podemos y Vox, ha venido a romper –además de muchas otras cosas– esta relación. Podemos lo ha demostrado ya en varias ocasiones, con diversos incidentes de su líder Pablo Iglesias con periodistas no afines. En Cádiz también lo padecemos.

Ignacio MorenoIgnacio MorenoDirectorIgnacio Moreno