OPINIÓN

Genocidio a la gaditana

Afirmar que alguien es capaz de administrar agua contaminada a más de 13.000 personas es gravísimo, además de mezquino; ¿qué creen que pretendía Teófila Martínez? ¿Cargarse a todos los habitantes del barrio de Loreto?

Ignacio Moreno Bustamante
Actualizado:

Dudo mucho, sinceramente, que haya un solo vecino del barrio de Loreto que piense de verdad que Teófila Martínez permitió hace unos años que por sus grifos corriera agua «a sabiendas» de que estaba contaminada. A menos que tenga una animadversión personal por ella o un interés político. Aquella crisis, realmente desagradable y muy incómoda para 13.000 personas, pudo estar mejor o peor gestionada. Pero de ahí a que el actual alcalde afirme que su predecesora permitiera que no se cortara el suministro siendo consciente de que existía un serio riesgo para la salud de tantas personas dista un mundo. Piénsenlo. Es una acusación gravísima. Poco menos que quiso cargárselos a todos. Las preguntas ante semejante afirmación son fáciles de

Ignacio Moreno BustamanteIgnacio Moreno BustamanteDirectorIgnacio Moreno Bustamante