OPINIÓN

El escollo de la pesca

Marruecos y los recursos del caladero del Golfo son la clave para un sector en permanente alerta

La Voz de Cádiz
Actualizado:

El acuerdo pesquero con Marruecos, que entró en vigor en 2014 y tanto costó renovar, es la referencia. La flota andaluza, especialmente la de Algeciras, Tarifa, Conil y Barbate, que faena en el caladero del país vecino se ha encontrado demasiado a menudo amarrada a puerto a la espera de noticias. En ese momento, estos marineros se tenían que arreglar echando el palangre en el Golfo de Cádiz. Marruecos no quiso renovar sino imponer nuevas condiciones. Ya lo advirtió el presidente de la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras (Faape), Pedro Maza, meses antes cuando denunció que el gobierno de Rabat no tenía intención de negociar la renovación del acuerdo y esperó a su expiración para entablar un nuevo diálogo con

La Voz de CádizLa Voz de CádizArticulista de OpiniónLa Voz de Cádiz