El comodín

En algunos países sería un juicio por alta traición. Aquí el separatismo pide al Supremo que «resuelva el conflicto»

Ignacio Camacho
Actualizado:

No, señor Van den Eynde y señores letrados de la defensa: ni el juicio del procés ni su futura sentencia están para resolver el conflicto de Cataluña sino para que se cumplan los principios del Estado de Derecho. Los que debían conocer, y conocían de hecho, sus representados cuando organizaron la revuelta institucional y social que la Fiscalía califica de alzamiento. Ese argumento político demuestra que los dirigentes separatistas y sus abogados, con la digna excepción de Xavier Melero, siguen negándose a aceptar la cuestión esencial que los ha llevado ante el Supremo, que no es otra que la obligación general de acatar las leyes y observar sus preceptos. Lo que se juzga allí no es la expresión más o

Ignacio CamachoIgnacio CamachoArticulista de OpiniónIgnacio Camacho