Kots Kaal Pato se celebra en honor a San Bartolo, a finales de abril, en distintas demarcaciones del estado mexicano de Yucatán
Kots Kaal Pato se celebra en honor a San Bartolo, a finales de abril, en distintas demarcaciones del estado mexicano de Yucatán - VICE

Celebran la fiesta de «Kots Kaal Pato» libre de crueldad animal por segundo año consecutivo

El apaleamiento de piñatas llenas de animales vivos y el degollamiento de patos han sido sustituidos por actividades deportivas y concursos en distintas localidades de México

Actualizado:

Por segundo año consecutivo, la fiestas del «Kots Kaal Pato» se han celebrado en el estado mexicano de Yucatán sin que ningún animal haya experimentado daño físico.

«Antes se construía una especie de patíbulo y se colgaban piñatas en cuyo interior se introducían pequeños animales -capturados la noche anterior por los niños-. Las piñatas se golpeaban con palos, por lo que la muerte de las iguanas y zarigüeyas que albergaban era un hecho; además, el animal que escapaba era lanzado de un lado a otro por la multitud y aplastado a pisotones. A continuación, llegaba el turno de los patos: las aves eran amarradas por las patas a una estructura de madera y los concursantes tenían que brincar para arrancar su cabeza», detalla la organización Humane Society International México en una nota.

«En el origen, hace unos cien años, los pobladores pusieron una ofrenda a San Bartolo para que lloviera y llovió, desafortunadamente», comenta Daniel Antón Aguilar, director ejecutivo de HSI. «Esta situación se fue pervirtiendo hasta llegar al festejo del Kols Kaal Pato».

En abril de 2016, HSI, junto con las autoridades locales de la Iglesia Católica de México y las organizaciones locales de protección animal como AFAD y Movimiento Consciencia, firmaron un acuerdo con el alcalde de Izamal, Warnel May Escobar, para celebrar una fiesta sin crueldad como alternativa a Kots Kaal Pato, con deportes tradicionales y concursos, así como con la presencia de presentadores y actores mexicanos conocidos.

«Las fiestas crueles en las que se maltrata a diferentes tipos de animales se llevan a cabo de forma regular en todo México: el Torneo de Lazo, realizada en Yucatán, el Embalse de Toros en Veracruz por el Día de la Candelaria o el Marranito Encebado en Oaxaca, entre otras. Consolidar la transformación libre de crueldad de la fiesta de Izamal es vital para demostrar que las tradiciones pueden evolucionar tanto como los valores de las sociedades se vuelvan más considerados y compasivos», ha manifestado Felipe Márquez, experto de la organización.