Consejos coche inviernoPreparamos poco y mal nuestro coche para el frío

Un estudio entre europeos demuestra que, pese al temor a los accidentes, debemos mejorar la forma en que nos preparamos para el invierno en carretera

La agencia meteorológica del Reino Unido prevé que este año el final del invierno será muy desapacible en Europa

MadridActualizado:

El invierno está al caer y el fenómeno meteorológico conocido como El Niño podría hacerlo más frío y largo de lo habitual, según avanza la agencia meteorológica británica. Goodyear ha encargado un estudio a la firma TNS que demuestra que los europeos tenemos miedo a sufrir accidentes de tráfico durante esta estación, aunque solo la mitad prepara el coche debidamente adquiriendo, por ejemplo, neumáticos de invierno como medida proactiva.

Al parecer,El Niño será especialmente intenso este año, de acuerdo con la agencia meteorológica del Reino Unido. Esto podría traducirse en un invierno más largo y más frío en algunas partes de Europa. En 2010, El Niño fue en parte responsable de las fuertes nevadas que azotaron España y muy especialmente en Reino Unido, entre otras lugares.

Además de la probabilidad de que el final del invierno sea especialmente frío, ya se producen temperaturas más bajas de lo habitual en algunas zonas de Europa.

Principal preocupación: las condiciones de la carretera

El estudio de Goodyear/TNS muestra que pese a que la mayoría de los encuestados conocen El Niño, no les preocupa especialmente que este invierno sea inusualmente duro. De acuerdo con el estudio, un invierno frío preocupa a un 44% de los polacos y a un 34% de los alemanes encuestados, mientras que en Francia, Italia y Bélgica solo 1 de cada 4 muestra preocupación, y en los Países Bajos la cifra se reduce a 1 de cada 10.

Y eso que cuando se pregunta qué es lo que más temen de un invierno duro, en cinco de los seis países encuestados la respuesta habitual es «el miedo a los accidentes de tráfico, a causa las carreteras heladas». Solo los polacos muestran más preocupación por los costes en términos de calentamiento global que por los accidentes de tráfico.

A todo ello, el mercado de neumáticos de invierno en España es mucho menor que el resto de Europa, donde supone cerca del 60%, mientras —3% en nuestro país—.

Ventajas de los neumáticos de invierno

Estas cubiertas ofrecen un comportamiento óptimo por debajo de 7ºC, donde se muestraa superiores a las de verano sobre cualquier superficie, ya sea seca, mojada, nevada o helada. En esas condiciones mejoran tracción, frenado, maniobrabilidad, resistencia al aquaplaning y agarre.

Además, un neumático de invierno aporta comodidad y seguridad frente a las cadenas, sobre todo ante una ventisca o una situación particularmente adversa en carretera. De hecho, la Dirección General de Tráfico ya los recomienda como alternativa al uso de cadenas.