Anfac

España, a la cola de Europa en implantación de la movilidad eléctrica

Tan solo Italiapresenta peores métricas en penetración de vehículos eléctricos e implantación de puntos de recarga

Actualizado:

España se sitúa como farolillo rojo de Europa en penetración de vehículos eléctricos y electrificados y en puntos de recarga, superando solo a Italia. Un puesto a mucha distancia de Noruega, el país de largo más adelantado del continente, y por detrás de otros del entorno como Portugal o Francia, según el Barómetro de Electromovilidad dado a conocer ayer por la patronal de fabricantes Anfac.

El barómetro evalúa y puntúa el nivel de cumplimiento de cada territorio de factores como alcanzar un 10% de cuota de mercado de vehículos electrificados; conseguir un 70% de penetración de eléctricos respecto al total de electrificados; o cumplir con el nivel necesario de puntos de recarga (3,3 por cada 1.000 personas en edad motorizable).

Con base 100, la región más avanzada, Noruega, que los cumple de sobra, alcanza una puntuación de 200,5, frente al 25,6 de Portugal; el 21,9 de la UE-15, el 15,5 de España o el 11,9 de Italia

«Son palpables los resultados de aquellas regiones que han introducido planes de ayuda o estímulo», asegura Mario Armero, vicepresidente de Anfac, que pide a las administraciones «un apoyo decidido a estos vehículos».

El medidor, que Anfac difundirá de manera trimestral, revela también grandes diferencias entre regiones españolas. País Vasco, en cabeza, se anota 21,9 puntos; Cataluña 20,5 y Madrid 17,5. Ceuta-Melilla y Murcia, con 3,8 y 9,8, cierran la tabla, seguidos de Valencia, (10,3) y Andalucía (10,9).

La asociación valora positivamente el plan de ayudas MUS de la Comunidad de Madrid, así como el Plan Renove vasco. Un ejemplo que pide profundizar con planes de renovación y ayudas a la adquisición, estímulos fiscales y facilidades para instalar puntos de carga.

En este apartado, incluido en el barómetro, España también se sitúa penúltima, con 17,8 puntos; frente a 93,2 de Holanda o 92,5 de Noruega, que presumen de una amplia red de carga rápida.