El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó
El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó - EFE

Trump reconocerá a Guaidó si este se proclama presidente «legítimo» de Venezuela

El Parlamento aprueba una ley de amnistía para los militares que se subleven contra Maduro

Correspnosal en CaracaActualizado:

La Casa Blanca ha decidido respaldar la «valiente» decisión del presidente de la Asamblea Nacional (AN) de Venezuela, el opositor Juan Guaidó, de invocar un artículo de la Constitución que abre la puerta a la convocatoria de nuevas elecciones. «EE.UU. ha expresado su apoyo a Juan Guaidó, quien como presidente de la democráticamente elegida Asamblea Nacional valientemente ha declarado su autoridad constitucional para invocar el artículo 233 y convocar elecciones libres y justas», dijo a Efe Garrett Marquis, portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca.

El artículo 233 de la Constitución venezolana establece cómo cesar a un presidente y considera que el jefe del Legislativo o el vicepresidente podrían actuar como sucesores, dependiendo del caso, y además abre la puerta a la convocatoria de elecciones «universales, directas y secretas».

La Asamblea Nacional de Venezuela, de mayoría opositora, invocó el martes ese artículo 233 y acordó declarar al jefe del Estado, Nicolás Maduro, como un «usurpador» de la Presidencia.

Esto ha dado pie al presidente Donald Trump y al Gobierno de EE.UU., que inmediatamente después de la toma de posesión de Maduro el pasado 10 de enero la consideró «ilegítima», al igual que gran parte de la comunidad internacional, a plantearse reconocer a Guaidó como el líder «legítimo» de Venezuela, según apuntaron varias fuentes consultadas por la CNN. Este reconocimiento implicaría, según este mismo medio, la posibilidad de restringir el acceso de Maduro y su círculo interno a los fondos, incluso los que pudieran estar colocados en el extranjero. El Departamento de Estado y la Casa Blanca se negaron a confirmar esa información.

Ley de amnistía

Para reforzar y consolidar la legitimidad de Guaidó, la oposición ha realizado también un nuevo movimiento. En su sesión plenaria la Asamblea Nacional (AN) del martes aprobó un decreto para otorgar amnistía y garantías constitucionales a militares y funcionarios que contribuyan en la defensa de la Constitución.

En su discurso, Guaidó aseguró que a todos los funcionarios del Estado «les ofrecemos la amnistía y reconciliación pero con justicia. No queremos que se violen más los derechos humanos de los venezolanos. Todos los funcionarios que quieran plegarse a nuestra Constitución y retomar la democracia, son bienvenidos».

El instrumento jurídico beneficiará a unos 402 presos políticos, de los cuales 130 son militares y 282 civiles, que se encuentran en las cárceles por presunta conspiración contra el régimen de Nicolás Maduro, y además concede garantías y estímulo a los militares activos y funcionarios que contribuyan al restablecimiento del hilo constitucional.

La diputada Delsa Solórzano presentó el texto en cuyo proyecto de ley participaron los diputados Henry Ramos Allup, Juan Miguel Matheus, Nora Bracho y ella misma. Solorzano afirmó que Venezuela necesita «que lo rescatemos todos, no basta con que los parlamentarios y el presidente de la AN, Juan Guaidó, se pongan al frente de la lucha, necesitamos que cada funcionario se ponga del lado del pueblo y contribuya a la restauración de la democracia».

Por su parte, el diputado Carlos Valero subrayó que están en la antesala de un gran cambio histórico y que están construyendo las bases de una Venezuela democrática, moderna, incluyente, sin chantaje social y sin persecución, ni violación de derechos humanos. Esta AN, dijo, ha demostrado al país y al mundo su unidad, «hemos fortalecido el acuerdo de gobernabilidad que permitió tener una directiva de unidad con Guaidó a la cabeza dirigiendo un movimiento de transformación y le lucha colectiva».

Entre los militares, destacó la petición que hizo el Mayor General (retirado) Cliver Alcalá Cordones, quien ocupó cargos importantes en el Alto Mando del Ejército, al presidente de la Asamblea Nacional (VP) de aprobar sin dilaciones una ley de amnistía para los presos políticos y, de manera puntual, a los más de 130 miembros de la Fuerza Armada Nacional acusados de conspirar.

En una carta abierta, el oficial señaló que a los militares se les ha acusado de traición a la patria, cuando a los únicos a quienes se le puede hacer tales imputaciones son «a los usurpadores de títulos y cargos que pretenden ejercer atribuciones que no le han sido legítimamente conferidas. A los militares presos en las mazmorras de los organismos de seguridad se les tiene incomunicados, con régimen restrictivo a los abogados que los defienden, sin aplicación del principio de presunción de inocencia, y sin que se haga eficaz el habeas corpus, que es una garantía constitucional que no distingue militares de civiles».

Cliver Alcalá presentó una lista de más de 130 militares detenidos sin juicio, entre los que figuran 72 miembros del Ejército, 24 de la Armada, 14 de la Aviación y 20 de la Guardia Nacional Bolivariana; además de 30 uniformados que tienen medidas cautelares. La lista la encabeza el ex ministro de la Defensa, general Raúl Isaias Baduel, compadre del fallecido Hugo Chávez.