Una guillotina empleada durante una protesta en Grecia
Una guillotina empleada durante una protesta en Grecia - EFE

Polémica en Francia por la subasta de un guillotina del siglo XIX

Adquirida en un proceso de liquidación judicial, ha sido valorada inicialmente en una horquilla entre 5.000 y 8.000 euros

EFE
PARÍSActualizado:

La subasta el próximo 11 de julio en París de una guillotina que perteneció al Ejército francés a mediados del siglo XIX ha generado polémica por las sensibilidades que pueden sentirse heridas por la puesta en valor de una máquina mortífera.

La guillotina, adquirida en un proceso de liquidación judicial, ha sido valorada inicialmente en una horquilla entre 5.000 y 8.000 euros (de 5.700 a 9.200 dólares), indicó la casa de subastas Drouot, que se encarga de la venta.

Un portavoz del Consejo de Ventas Voluntarias, institución dedicada al control de subastas y compraventas de arte en Francia, citado este viernes por el diario «Le Parisien», afirmó que había advertido al subastador, Pestel-Debord, de que no procediera a la venta del artilugio.

«De la misma manera que la vestimenta de los deportados o los instrumentos de tortura, este objeto pertenece a lo que llamamos ventas sensibles», señaló el portavoz del consejo. Añadió que no es la primera vez que ocurre con este tipo de objetos macabros. En 2014 salió a subasta otra guillotina por 40.000 euros (46.200 dólares) en Nantes, lo que suscitó protestas, pero no encontró comprador.

En marzo de 2012 se produjo un intento de adjudicación de 812 objetos que habían servido para torturar o matar en tiempos coloniales en la Argelia francesa. Entonces fue el Ministerio de Cultura el que anuló la venta.