La actriz Amy Schumer y la modelo Emily Ratajkowski realizan un gesto tras ser detenidas junto a 302 mujeres
La actriz Amy Schumer y la modelo Emily Ratajkowski realizan un gesto tras ser detenidas junto a 302 mujeres - Efe

Más de 300 personas arrestadas cuando protestaban contra la candidatura de Kavanaugh

Entre los manifestantes se encontraban las conocidas actrices Amy Schumer y Emily Ratajkowski

Washington Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La Policía del Capitolio ha detenido este jueves a 302 manifestantes que protestaban ante una oficina del Senado de Estados Unidos, contra la candidatura al Tribunal Supremo de Brett Kavanaugh, que ha sido acusado de abusado sexualmente de varias mujeres. Entre los manifestantes se encontraban las conocidas actrices Amy Schumer y Emily Ratajkowski, quienes también han sido acusados de conglomeración y obstrucción, entre otros cargos.

En un comunicado recogido por la cadena de noticias CNN, las autoridades han indicado que los gentes han arrestado a 293 personas por «protestar de forma ilegal en la entrada del edificio Hart del Senado».

Dos horas después, la Policía ha recibido informes sobre manifestantes que se encontraban en la cuarta planta del edificio Dirksen de la Cámara Alta, que se encuentra en una calle aledaña al Capitolio, donde han detenido a otras nueve personas.

Este mismo jueves, otras dos personas fueron detenidas por bloquear la entrada de la oficina del senador republicano Jeff Flake en la localidad de Phoenix. Los manifestantes reunidos junto a su oficina han instado al senador a votar en contra de la confirmación de Kavanaugh.

Votación del Senado

El líder de la mayoría del Senado de EE.UU., Mitch McConnell, anunció en la noche de este jueves que el legislativo se reunirá este viernes a las 3:30 de la mañana, hora de España y se votará sobre la confirmación del juez Brett Kavanaugh a la Corte Suprema de Justicia que ocurrirá una hora después iniciado el debate.

Kavanaugh aún debe ser ratificado por el Senado para ocupar una plaza en el Supremo, pero el proceso se ha visto salpicado por varias acusaciones de abusos sexuales contra él. Una de las presuntas víctimas, Christine Blasey Ford, compareció la semana pasada ante la Comisión de Justicia.

No aporta «nada nuevo»

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, aseguró este jueves que la investigación del FBI sobre el nominado para el Tribunal Supremo, Brett Kavanaugh, no aporta «nada nuevo» que pueda hacer peligrar su nombramiento, a pesar de las varias acusaciones de abuso sexual que pesan sobre el magistrado.

Las palabras de Sanders se produjeron poco después de que los legisladores del Comité Judicial del Senado pudieran leer el resultado de la investigación llevada a cabo en los últimos días por el FBI.

Según han comentado algunos senadores republicanos, entre ellos el presidente del comité, Chuck Grassley, la agencia no ha encontrado indicios de los presuntos abusos cometidos por Kavanaugh.