Wonder Woman entona el #MeToo: Lynda Carter revela el acoso sexual que sufrió durante su carrera

La actriz asegura que fue violada por un hombre muy conocido que abusó de más mujeres y que actualmente está siendo juzgado por sus actos

MADRIDActualizado:

Pocas actrices quedan por contar algún episodio de acoso sexual que sufrieran en sus carnes. A mujeres como Salma Hayek, Rose McGowan o Ashley Judd se ha sumado ahora una veterana, Lynda Carter.

Carter, Miss Mundo en 1972 y conocida por su papel como Wonder Woman en la serie de televisión de los 70, ha reconocido que sufrió abusos durante su carrera profesional y ha señalado que el culpable está siendo procesado actualmente. «No me he planteado demandarle, ya lo han hecho otras mujeres por mí», ha explicado en una entrevista para «The Daily Beast». Para la intérprete «no tiene sentido ni es necesario revivir todo aquello».

«Como víctima, creo a cada mujer que ha denunciado a Bill Cosby y al presidente Trump. No tienen por qué mentir», añade la actriz, muy concienciada con el movimiento #MeToo y las secuelas que los abusos sexuales dejan en las mujeres. «Sea cual sea la pena a ese hombre, no es suficiente. No solo me violó a mí, abuso de un montón de mujeres», revela Carter, quien no se sumó a las denuncias porque «no tengo ninguna prueba que pueda ayudar al proceso judicial».

«Solo soy una cara más en la multitud de víctimas. No me gusta hablar de ello porque terminaría siendo mi historia, no la de decenas de mujeres. No es la historia de Lynda Carter, es la historia de un cerdo machista».

El cámara espía

Lynda Carter tuvo que enfrentarse al machismo cada día durante el rodaje de la serie sobre Wonder Woman. «Había un cámara que hacía agujeros en mi camerino para ver cómo me cambiaba. Le pillaron y le echaron», destaca. La actriz asegura que el acoso sufrido le afectó a la hora de tratar con los hombres, ya que «siempre temía que intentaran algo».

Lynda Carter y Gal Gadot, ambas han dado vida a Wonder Woman
Lynda Carter y Gal Gadot, ambas han dado vida a Wonder Woman - GTRES

«Nunca lo denuncié, porque sinceramente, ¿a quién le iba a contar lo que estaba pasando? Solo a mis amigas, solo a las mujeres», lamenta, «claro que había rumores que te avisaban de que tuvieras cuidado con este o aquel director de casting, así te protegías, a base de rumores».

Además, Carter apunta a un motivo muy importante para no denunciar las situaciones de acoso: el miedo a perder el trabajo. «Te metían en una lista negra. Así que sabías que nadie te iba a creer y además ibas a perder tu trabajo».