Sexo, drogas y ritos satánicos: El misterioso asesinato de Sharon Tate

La actriz Sharon Tate fue asesinada, junto a otras cuatro personas, por el clan «la familia» Manson cuando le faltaban apenas unas semanas para dar a luz

MadridActualizado:

Sigue siendo uno de los crímenes más atroces de la historia. El 9 de agosto de 1969, Charles Manson y sus seguidores entraban en el 10050 de Cielo Drive, en Beverly Hills, y terminaban con la vida de Jay Sebring, Abigail Folger, Steven Parent, Vyteck Frytowski y Sharon Tate, su víctima más célebre. Actriz y esposa del director Roman Polanski, la sangrienta manera de acabar con su vida -fue apuñalada 16 veces- siguen fascinando y horrorizando al público.

A Tate apenas le faltaban dos semanas para dar a luz el día de su muerte. Su asesinato fue el punto final a una vida de excesos en la que no triunfó en el mundo de la interpretación ni logró encontrar el amor. De hecho, si Polanski no se encontraba en la casa por aquel entonces es porque estaba en Londres, alejado de un embarazo con el que no estaba de acuerdo. Al menos, así lo asegura Ed Sanders, autor del libro «Sharon Tate: A Life».