Katy Perry y Taylor Swift
Katy Perry y Taylor Swift - Gtres

Así han puesto fin a su enfrentamiento Katy Perry y Taylor Swift

Las artistas, después de varios años de rivalidad, han sellado la paz

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El enfrentamiento entre Katy Perry y Taylor Swift ha sido uno de los más sonados en los últimos tiempos. Ambas artistas no dudaron en evidenciar su enemistad a través de declaraciones en los medios de comunicación y publicaciones en las redes sociales.

La polémica entre estas dos estrellas del pop se originó a raíz de una tercera persona, John Mayer. El cantante fue novio de Swift y más tarde mantuvo una relación de idas y venidas con Perry, una relación que hirió el orgullo de la intérprete de «Shake it off». Desde entonces, la rivalidad entre ellas fue en aumento, hasta tal punto de que Swift llegó a dedicarle la canción «Bad Blood», compuesta con frases como: «Nena ahora tenemos mala sangre», «Pensé que podía confiar en ti» o ¿Por qué tenías que golpearme donde más me duele?».

Pero parece que últimamente las cantantes ya han puesto fin a su guerra y han firmado la paz. Sin ir más lejos, el año pasado hubo un intento de reconciliación entre ambas cuando Perry le mandó a Swift una rama de olivo junto a una carta en la que expresaba que le «encantaría arreglar las cosas». Sin embargo, no fue hasta el pasado mes de junio cuando ambas solucionaron sus diferencias de forma pública. Unas galletas fueron las encargadas de arreglar las cosas entre ellas. Con una fotografía, publicada por Perry, de un plato lleno de estos dulces acompañada del título «Feels Good» («Pinta bien») demostró que su enemistad es agua pasada.

Ver esta publicación en Instagram

feels good 🧡 @taylorswift

Una publicación compartida de KATY PERRY (@katyperry) el

Tres meses después de la publicación de Perry calmando las aguas, ambas siguen cultivando su buena relación. Ahora, Swift ha confesado a la revista «Rolling Stone» que para solucionar sus problemas tuvieron una larga conversación en la que hablaban de las cualidades de su signo del zodiaco, a la vez que tomaban té: «Katy y yo estábamos hablamos de nuestros signos, pues tuvimos esa conversación cuando nos reconectamos. Recuerdo que ella dijo: 'Si tuviéramos una copa de vino blanco en este momento, las dos estaríamos llorando'. Porque estábamos bebiendo té ».

«Tuvimos una conversación realmente buena. Estuvimos hablando de cómo hemos tenido malas comunicaciones con algunas personas en el pasado, aunque no especificamos y no quisimos ahondar en detalles de nuestro enfrentamiento», expuso Swift. Para aclarar el comportamiento que tuvieron, Perry, según asegura Taylor, comenzó diciendo lo siguiente: «Soy escorpio. Los escorpios simplemente atacan cuando se sienten amenazados». A lo que Swift contestó: «Bueno, soy sagitario. Literalmente retrocedemos, evaluamos la situación, procesamos cómo nos sentimos al respecto, levantamos un arco, tiramos hacia atrás y disparamos». De esta forma, Swift explicó a la revista que ambas entendieron que tenían diferentes formas de procesar el dolor.