Oscar Pistorius asesinó a Reeva Steenkamp el 14 de febrero de 2013 - ABC | Vïdeo: En el año 2016 fue condenado a seis años de cárcel ATLAS

Cuando Oscar Pistorius asesinó a su novia el día de los enamorados

La trama conmocionó a miles de personas en todo el mundo. El atleta que era considerado como una leyenda viva para muchos organizó el plan perfecto para asesinar a su pareja. ¿Qué pasó aquella noche? ¿Cuál fue su alegato? Lo recordamos

MadridActualizado:

El juicio contra el velocista por matar a tiros a su novia acaparó la atención internacional conmocionando a miles de seguidores del deportista. Oscar Pistorius, un atleta que hizo historia al ser el primer amputado en participar en unos Juegos Olímpicos era considerado en su natal (Sudáfrica) como una verdadera leyenda.

La trama que planeó fue organizada como una película de Hollywood. Para esclarecer los hechos sobre cómo Pistorius mató a Reeva Steenkamp se expusieron dos versiones, la de Pistorius que insistió en haber disparado a su pareja por error, pensando que se trataba de un intruso a punto de salir del baño para agredirlo; y por otro lado la de la fiscalía que argumentaba que la novia del atleta salió corriendo para refugiarse en el baño tras una discusión.

La jueza Thokozile Masipe lo condenó a cinco años de prisión tras un juicio que había arrancado el 3 de marzo de este año y que concluyó el 12 de septiembre con un veredicto de culpabilidad por homicidio involuntario que le libró de la cadena perpetua. Pero Pistorius no se cansó en todo momento de defender su inocencia durante el juicio: «No dije que no lo hiciera. Dije que no lo hice de forma deliberada. Esa es la verdad de lo que pasó», añadía.

Pero, ¿qué pasó realmente la noche del 14 de febrero de 2013, en que murió Reeva Steenkamp?

El campeón paraolímpico dijo que se levantó para traer unos ventiladores al dormitorio, donde colocó uno junto al balcón y cerró las cortinas, justo cuando escuchó unos ruidos que le hicieron pensar que había un intruso en la casa, aunque en realidad se trataba de su novia en el baño. Alarmado por los sonidos, tras echar las cortinas, se dio la vuelta para volver a coger un arma que tenía junto a la cama, sin advertir si Reeva estaba o no en el dormitorio porque estaba oscuro. Caminó en sus muñones por un pasillo hacia él, portando una pistola. Mientras, gritaba a su novia para que saliera de la cama y llamara a la policía. Pistorius concluía su defensa diciendo que escuchó un ruido en el baño que le pareció ser de madera, lo que le hizo pensar que alguien iba a abrir la puerta para agredirlo. Según el atleta, en ese momento disparó.

Cuando descubrió el cuerpo de su novia tiroteado por él mismo a través de la puerta del baño, volvió al balcón a pedir ayuda, de acuerdo con su versión.

El fiscal preguntó al acusado si, al abrir fuego, quería matar al ladrón que pensaba que había dentro del baño, a lo que Pistorius respondió que, presa del pánico, no tuvo tiempo de pensar lo que hacía. «Estaba aterrorizado por el ruido en el interior del baño», explicó. Fue entonces cuando el atleta se puso a llorar durante su declaración y continuó entre sollozos con voz temblorosa, «simplemente estaba tratando de proteger a Reeva" y "puedo prometer que cuando ella se fue a la cama esa noche se sentía amada», añadió.

Por su parte, el fiscal impasivo argumentó que la novia de Pistorius salió corriendo para refugiarse en el baño tras una discusión con el atleta. Además, varios testigos de la acusación aseguraron haber escuchado una discusión airada y los gritos de terror proferidos por Steenkamp.

El fiscal argumentó que la versión es improbable, cuestionando por qué Pistorius no corroboró dónde estaba Steenkamp y si ella estaba bien, por qué se acercó a una supuesta zona peligrosa si estaba en sus muñones, por qué Steenkamp no le respondería y por qué un intruso se encerraría en el baño. «Si usted hubiera hablado con Reeva, ustedes dos hubiesen tomado otros pasos», dijo la acusación, y agregó que sencillamente pudiesen haber salido de la habitación. Pistorius alegó que quería colocarse entre el baño y la cama, donde supuestamente pensaba que estaba Steenkamp.

La relación de pareja

Sky News difundió un video del atleta besando a su novia, captadas por cámaras de seguridad de un supermercado días antes de matarla a tiros. En las imágenes se puede ver a la pareja relajada haciendo compras en el mercado de Woolworths -en Pretoria-, diez días antes del drama que le costó la vida a la modelo. Los dos aparecen hablando y riéndose, y en un momento dado él se inclina para darle un beso.

En uno de los momentos del juicio, los abogados pidieron al atleta que hablara sobre la relación entre ambos y las supuestas «tensiones» en la pareja. Se presentaron varios mensajes del móvil de la modelo en los que Steenkamp expresaba cierta inquietud, en uno de ellos decía: «Te metías conmigo sin cesar». En otro ella la modelo confesaba tenerle «miedo». « Soy la chica que se enamoró de ti. Aunque ya mi acento y voz te molesten» se leyó en otro de ellos.

No todos los mensajes de texto reflejaban tensión. En uno del 9 de enero de 2013, Steenkamp le decía: «Eres una persona muy especial y mereces que te cuiden». En ese momento, Pistorius señaló que Steenkamp y él tenían muchas cosas en común y que habían estado hablando de «planes futuros» juntos. Las contradicciones del deportista y su confusa actitud fueron reflejadas hasta el final del caso, donde se demostró y comprobó que era culpable.