Jussi Pylkkänen, durante la venta en 2015 de «Las mujeres de Argel (Versón O»), de Picasso, la obra más cara vendida en subasta hasta entonces: 179,3 millones de dólares
Jussi Pylkkänen, durante la venta en 2015 de «Las mujeres de Argel (Versón O»), de Picasso, la obra más cara vendida en subasta hasta entonces: 179,3 millones de dólares - EFE

Estafa 480.000 euros a un amigo en la compra de un picasso

El exdirector de una sala de subastas se enfrenta a una pena de cuatro años de prisión

MadridActualizado:

El exdirector de una sala de subastas se enfrenta a una pena de cuatro años de prisión por la comisión de un delito de estafa. El juicio se celebrará este miércoles en la Audiencia Provincial de Madrid. Al procesado, Pedro Javier I. S., que dirigía una sala de subastas, el Ministerio Fiscal le acusa de engañar a un amigo con el fin de obtener un enriquecimiento ilícito. ¿Cómo?

Invirtiendo en un picasso para venderlo a un tercero por una cantidad muy superior. El amigo le entregó 480.000 euros entre 2008 y 2009. Para poder realizar semejante desembolso la víctima tuvo que recurrir a allegados que le prestaron entre 100.000 y 140.000 euros.

Según el escrito de la Fiscalía, el precio de compra de la obra del pintor malagueño «Retrato de niña» estaba fijado en 700.000 euros. Pedro Javier le propuso a su amigo que asumiera el 80% del importe, mientras que él abonaría el 10% y el resto, el dueño, que mantendría hasta la venta su posesión, como depositario en una cámara acorazada. Los tres se repartirían después el beneficio obtenido por la posterior venta de la obra en proporción al porcentaje invertido.

El problema es, según la Fiscalía, que el acusado no comunicó sus intenciones al propietario del picasso. Para dar verosimilitud al engaño, el procesado le dijo al este último que tenía un comprador y que necesitaba el retrato para que los expertos lo revisaran. Así el estafado tuvo un tiempo el picasso en casa. En 2011 descubrió que había sido comprado por el dueño de una petrolera por dos millones.