Cocheras de la EMT en Fuencarral
Cocheras de la EMT en Fuencarral - ISABEL PERMUY

La EMT dice que el baile de cifras de amianto fue un «error» como el de Villacís con su sociedad

El gerente de la empresa pública, Fernández Heredia, investigado por Bicimad, asegura que la gestión del residuo en las cocheras de Fuencarral fue correcta y que la empresa contratista asumió el fallo detectado en los documentos

MadridActualizado:

El gerente de la Empresa Municipal de Transportes (EMT), Álvaro Fernández Heredia, investigado por el caso Bicimad, ha explicado este miércoles en la comisión de Medio Ambiente y Movilidad que la gestión del amianto en las cocheras de Fuencarral en noviembre de 2017 fue correcta. El baile de cifras en los documentos se debió, ha dicho, a «un error administrativo». «Estas cosas ocurren. Le ha ocurrido a su portavoz recientemente al parecer», ha lanzado con ironía al concejal de Ciudadanos Sergio Brabezo, en alusión al hecho de que Begoña Villacís ocultara durante tres años una sociedad patrimonial y aludiera a esta misma justificación.

El edil del partido naranja ha preguntado al equipo de Gobierno por el expediente sancionador iniciado por la Comunidad de Madrid contra la EMT por incoherencias detectadas en diferentes documentos del registro del material. «Lo que nos ha llegado por la Dirección General de Medio Ambiente no es más que un acuerdo de inicio de expediente», se ha defendido el gerente, quien ha subrayado que «se descarta determinante y absolutamente cualquier irregularidad en lo que tiene que ver con la gestión». Ha considerado el responsable de la empresa pública que así «se pone de manifiesto que hay simplemente un problema en la documentación con un baile de fechas, lo cual es un error administrativo y lo que pide es una aclaración mediante acreditación documental». Esta información, ha revelado, se le hizo llegar el pasado martes al Gobierno regional.

Brabezo le ha reprendido por omitir en su intervención que el expediente del Gobierno autonómico es el inicio de un expediente sancinador «grave», que hace alusión a fechas contradictorias, pero también «kilos contradictorios», con diferencias, como avanzó ABC, de hasta 600 kilos de amianto entre unos papeles y otros. «Eso no lo ha dicho», le ha espetado a Fernández Heredia.

Consejo extraordinario

El gerente ha derivado el problema: «Es un error que ha asumido la empresa (contratista), en ningún caso la EMT y por lo tanto, como es un error administrativo lo podemos justificar». Brabezo ha señalado a la delegada del ramo, Inés Sabanés, presidenta de la EMT como «máxima responsable» de este asunto.

Ciudadanos no llevará al próximo Pleno la comisión de investigación que anunció hace una semana que solicitaría. Va a esperar a que se pronuncie la Comunidad de Madrid con la nueva documentación de la que dispone. Entre tanto, la EMT va a convocar un consejo de administración extraordinario para dar explicaciones sobre cómo se gestionó el residuo contaminante en las cocheras de Fuencarral. El Ayuntamiento va a pedir también la nulidad del expediente porque considera que la Dirección General de Medio Ambiente «puede tener cierto carácter de arbitrariedad».