Carolina Bescansa y Antón Gómez-Reino
Carolina Bescansa y Antón Gómez-Reino - EFE
Crisis de Podemos

Bescansa pide revisar las primarias que precipitaron su salida de la política

Integrantes de la comisión de garantías de la formación morada en Galicia reclaman a la dirección estatal que encargue tres auditorías independientes para analizar si se cometieron irregularidades en los comicios que auparon a Antón Gómez-Reino, afín a Iglesias, a la secretaría general

SantiagoActualizado:

Carolina Bescansa pide a la dirección estatal de Podemos que revise las primarias de la formación morada en Galicia, un proceso en el que su candidatura resultó finalmente derrotada frente al candidato afín a Pablo Iglesias, Antón Gómez-Reino, y que precipitó su salida de la política. La reclamación de Bescansa, formulada desde su cuenta de Twitter, parte de la denuncia realizada por varios miembros de la comisión de garantías de Podemos Galicia. Mediante un escrito, representantes de este ente instaron a la dirección estatal de la formación morada a encargar tres auditorías independientes para analizar si existieron irregularidades en el proceso telemático que aupó a Antón Gómez-Reino a la secretaría general del partido en la Comunidad.

En un documento con fecha del 16 de diciembre al que ha tenido acceso ABC, este órgano, encargado de velar por los derechos de los inscritos de la formación, cuestiona -entre otros asuntos- el hecho de que Gómez-Reino lograse recabar 1.710 votos en octubre, en las primarias en las que se enfrentó a Bescansa, mientras que dos meses después, el candidato al que apoyó de manera activa en las elecciones de En Marea, David Bruzos, solo recabó 1.098 sufragios. «Existen compañeros que han subrayado en público, en prensa y a través de las redes sociales la dificultad para entender que el mismo candidato que por sí mismo recaba 1.710 votos en un proceso interno de mucho menor recorrido que el de En Marea, dos meses después, implicándose al máximo en su respaldo político y personal en la candidatura de David Bruzos (...) la candidatura respaldada por la dirección de Podemos y muchos otros actores solo recabase 1.098 votos, 600 menos que Gómez-Reino en solitario», recoge este escrito.

Además, el documento de la comisión de garantías de Podemos Galicia repasa todo el proceso registrado durante las primarias de En Marea, que tuvieron que ser aplazadas por un presunto acceso irregular al censo. En este sentido, afirman que la persona que supuestamente accedió al listado de inscritos de la confluencia y realizó un «copiado» del mismo fue anteriormente responsable del censo de Podemos a nivel estatal desde 2014 y hasta 2017 . Este volcado, afirman, «incrementa la inseguridad del sistema» y «posibilita la realización de fraude electoral masivo a través de la emisión de votos en nombre de inscritos abstencionistas o a la validación como inscritos de personas inexistentes».

La dirección gallega le resta legitimidad

Fuentes de la dirección gallega de Podemos consultadas por este diario restan importancia a esta reclamación. Aseguran que el citado escrito no fue aprobado por la Comisión de Garantías, sino por dos de sus ocho miembros, afines a Carolina Bescansa, en una reunión que no fue convocada mediante los cauces reglamentarios. No obstante, las mismas fuentes aseguran que, en todo caso, la comisión de garantías no tiene competencias para reclamar la revisión de las primarias en las que fue elegido secretario general Antón Gómez-Reino, ya que en el caso de Podemos, este tipo de procesos son convocados, revisados y validados por los órganos estatales. «No tiene ningún recorrido», vaticinan.

Los afines a Bescansa, en cambio, sí le dan validez a este escrito. El diputado de Podemos y miembro de la candidatura de la socióloga compostelana Raimundo Viejo trasladó mediante su cuenta de Twitter que el documento de la comisión de garantías «es sólido y de argumentos poderosos» e insistió en que «los indicios de fraude no se pueden desatender». «Espero Echenique nos llame de inmediato a los representantes de ambas candidaturas para poner en marcha, cuanto antes, las auditorías que se solicitan», remarca Viejo.