MIGUEL MUÑIZ
Aulas

MarumaSat IV: de Ordes a la estratosfera

Alumnos y profesores de seis centros de enseñanza firman el lanzamiento de la cuarta sonda enviada al cielo por la NOSA, la agencia espacial escolar gallega

SantiagoActualizado:

Las condiciones atmosféricas obligaron a suspenderlo el pasado 10 de mayo, pero el martes todo salió bien y el lanzamiento efectuado desde el patio del IES Maruxa Mallo aprovechando la segunda ventana de oportunidad autorizada por AENA fue un éxito. Decenas de alumnos involucrados en el desarrollo de esta cuarta sonda estratosférica siguieron la cuenta atrás y alzaron la vista al cielo para acompañar desde el patio del centro educativo —singular Cabo Cañaveral de la primera Agencia Espacial Escolar Galega (NOSA)— el curso del globo de helio encargado de conducir a la MarumaSat IV al espacio.

La historia empezó en 2015, con la MarumaSat I —lanzada en la primavera de 2016—, todo un reto científico y tecnológico asumido por el Maruxa Mallo de Ordes, que sumó a 65 alumnos de tercero de ESO y a dos profesores de Tecnología y Matemáticas. Le seguirían una segunda y tercera edición y, ahora, la cuarta sonda de la saga, en un proyecto que ha crecido en tamaño y ambición científica, extendiéndose a otros centros educativos más allá del instituto matriz. La nueva sonda, explica Xosé Manuel Fernández Castro, secretario de NOSA, fue fabricada en el IES Miraflores en Oleiros, y las aportaciones al MarumaSat IV han llegado desde el Marco do Camballón de Vila de Cruces, el Arcebispo Xelmírez II de Santiago de Compostela, el CPI O Cruce de Cerceda y el IES Ferrol Vello, todos ellos integrantes de NOSA.

Globo de helio encargado de transportar la sonda
Globo de helio encargado de transportar la sonda - MUÑIZ

La cuarta sonda MarumaSat asciende a los cielos con el cometido de desarrollar la «Misión Einstein». «Trataremos de comprobar la teoría de la relatividad especial estudiando los muones fruto de la descomposición de los rayos cósmicos», expone el secretario de NOSA, justificando la elección del nombre del prestigioso físico alemán como título del programa.

Cometido literario

Pero el viaje procurará otros objetivos en paralelo como intentar un nuevo récord de altitud, la inclusión de sensores de ozono y de radiación UV, el estudio de la velocidad de reproducción de seres unicelulares fuera de la Tierra, la variación de las propiedades organolépticas del agua, la sincronización con el Sentinel, la medición del campo magnético terrestre, la geolocalización por LoRa y GPS o el desarrollo de una subcápsula de habitabilidad.

Más allá del afán investigador, la MarumaSat IV cumplirá un propósito literario, elevando a la estratosfera los poemas «Unha estrela, un agasallo», «Soa», «Feneky», «Cando as persoas sinten», «O baleiro» y «Lonxe», de los alumnos ganadores del II Premio de Poesía Estratosférica.