EN VIGO

Condenada a cuatro años por drogar de forma reiterada a su bebé con cocaína y heroína

La madre también ha sido condenada por suministrarle metadona al bebé de cinco meses de una amiga que había acogido en su vivienda

SantiagoActualizado:

La Audiencia de Pontevedra ha condenado a cuatro años y seis meses de prisión a una joven toxicómana por drogar de forma continuada a su hija, que cuando se descubrieron los hechos apenas tenía año y medio, y suministrar metadona al bebé de cinco meses de una amiga, a la que alojaba en su casa. Se trata de una condena sustancialmente inferior a la que solicitaba inicialmente la fiscalía para Eva R.D, de 20 años de prisión, siete por un delito contra la salud pública y tres por otro de lesiones por cada uno de los bebés a los que supuestamente drogó.

Al final, la acusada, que ya estuvo en prisión provisional un año y cuatro meses, ha aceptado tres años por un delito contra la salud pública, nueve meses por otro de lesiones, y otros nueve meses por un delito de abandono, así como la retirada de la patria potestad sobre su hija durante un periodo de dos años. Su abogado ya ha avanzado que en la ejecución de la sentencia, pactada con la fiscalía y la acusación particular, ejercida por el padre de la niña de su amiga, pedirá conmutar la pena de cárcel por su internamiento en un centro de desintoxicación.

El análisis del pelo del bebé reveló un consumo de cocaína y heroína continuado durante, al menos, 9 meses de tiempo

En la gradación de la pena se han tenido en cuenta los atenuantes de drogadicción y reparación del daño, al consignar los 585 euros de indemnización a su hija. En cuanto a Jessica V.B., las partes han acordado una pena de un año de cárcel por un delito de lesiones a título de comisión por omisión, conmutable por una multa de 50 euros al mes y a condición de que no vuelva a delinquir durante un periodo de dos años, y a indemnizar a su hija con 300 euros.

Originalmente, el ministerio fiscal pedía para ambas la retirada de la patria potestad sobre sus respectivas hijas durante cinco años. Según se recoge en el escrito de acusación, Jessica V.B. se fue a vivir con su bebé a la casa de su amiga Eva R.D. tras una discusión con el padre de la niña. Cinco días después de instalarse, concretamente el 19 de octubre de 2013, dejó a su bebé a cargo de la amiga, de cuya drogadicción era conocedora, mientras le preparaba un biberón, y en ese intervalo la principal acusada le suministró metadona.

Fue al día siguiente cuando Jessica V.B. se dio cuenta de que su niña presentaba un estado de somnolencia anormal, no abría los ojos y no reaccionaba ni siquiera cuando le dio un baño para despertarla, por lo que fue a urgencias del Hospital Xeral de Vigo, donde se confirmó la intoxicación por metadona.El bebé permaneció dos días en la UCI pediátrica y luego otros siete en planta.

A raíz de este episodio, se procedió a analizar el pelo de la hija de Eva R.D, que arrojó como resultado un consumo repetido de cocaína y heroína durante al menos nueve meses, sin descartarse el consumo de metadona. El abogado de Eva D. ha manifestado tras la vista de conformidad que la petición de penas de la Fiscalía «no tenía nada que ver con la realidad».

Ha hecho hincapié en que el ingreso en prisión de su cliente sería «bastante perjudicial» por cuanto sufre un problema de consumo de estupefacientes «muy grave», que se remonta a cuando tenía 16 años. También ha valorado que ninguna de las menores tengan hoy secuelas por el consumo de estupefacientes, y como quiera que la hija de su patrocinada está «bien», bajo la custodia de la Xunta, lo que persigue es la reinserción en la sociedad de la madre.