Imagen de archivo de la Policía Nacional en Valencia
Imagen de archivo de la Policía Nacional en Valencia - ROBER SOLSONA
Játiva (Valencia)

Detenida tras denunciar dos robos falsos: uno en un cajero inactivo desde 2016 y otro que nunca sucedió

Los agentes descubrieron incongruencias en su denuncia y en el relato de la mujer, que cambió de actitud tras ser interrogada

VALENCIAActualizado:

Una mujer de 45 años ha sido detenida en Játiva (Valencia) como presunta autora de dos delitos de simulación de delito, tras haber denunciado dos robos con violencia, supuestamente falsos, después de realizar extracciones de dinero en cajeros automáticos.

La Policía Nacional inició las investigaciones después de que una mujer acudiera a la comisaría a denunciar haber sufrido dos robos con violencia por parte de unas personas desconocidas, después de salir del cajero, arrebatándole el dinero que acaba de sacar, según fuentes policiales.

Uno de los hechos habría ocurrido sobre las diez de la noche del uno de febrero, cuando a la salida de un cajero en el que habría extraído 200 euros fue abordada por dos individuos, empujándola contra unos contenedores y tras amenazarla habrían conseguido su pin.

El otro hecho habría ocurrido a la mañana siguiente, sobre las once y cuarto, al ser abordada por tres hombres que de manera violenta le habrían sustraído 200 euros que acababa de sacar.

El agente que le tomaba la denuncia se percató de varias incongruencias y algunos hechos incompatibles con lo relatado, por lo que le realizó varias preguntas.

En ese momento, la denunciante comenzó a no querer colaborar e incluso a decir que no estaba siendo bien tratada, acusando de falta de respeto de los agentes, y abandonó las dependencias.

Los investigadores averiguaron que el cajero automático en el que manifestaba haber sido abordada en el primer hecho estaba inoperativo desde el año 2016, así como que el segundo robo no habría sucedido.

La detenida, sin antecedentes policiales, ha sido puesta en libertad tras tomarle declaración y tras ser advertida de la obligación de comparecer ante la autoridad judicial cuando para ello fuera requerida.

Según las fuentes, ante cualquier denuncia la policía investiga con el fin de esclarecer los hechos así como asistir a las víctimas y detener a los presuntos autores.

En todas las denuncias se les informa del delito descrito en el artículo 457 del código penal que pena la simulación de delito.