El ministro de Hacienda acudió a la reunión en Segovia del Comité de Alcaldes del PP
El ministro de Hacienda acudió a la reunión en Segovia del Comité de Alcaldes del PP - EFE
Política

El PP valora que el superávit se dedique a atender las preocupaciones ciudadanas

Montoro confirma a alcaldes y presidentes de diputación que podrán usarlo para inversiones sociales

SegoviaActualizado:

«Magníficas noticias» para el municipalismo y también para «las personas». Como agua de mayo llegado en marzo , y no sólo por la lluvia que arreciaba sobre Segovia, recibieron ayer los alcaldes, concejales y presidentes de diputación del Partido Popular de Castilla y León la conformación por parte del ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, de que en una o dos semanas el Gobierno central aprobará el decreto ley que permitirá a los entes locales poder reinvertir el superávit del que gozan.

Con esas palabras expresó el agradecimiento el presidente regional del PP y regidor de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, durante la clausura del Comité de Alcaldes populares, en el que Montoro detalló algunos de los fines a los que podrán ir destinados esos fondos que hasta ahora eran intocables para las administraciones para mantener así metido en cintura tanto el déficit público español como para cumplir con la regla de gasto.

Pero ahora la situación ha cambiado y el Gobierno central atiende una «reivindicación» local, reconocieron y valoraron ayer alcaldes y presidente de diputación. El acuerdo entre el Ministerio y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) con dirigentes de diferente signo político, destacó Montoro, permitirá alumbrar ese decreto ley «para agilizar la inversión financieramente sostenible» a la que aplicar ese superávit municipal. Y es que, resaltó el ministro, «hay margen más que suficiente» para dar este paso, pues el cierre del ejercicio 2017 arrojará también un superávit del entorno del 6 por ciento del PIB, y los entes locales son los que están «liderando» esos números.

Además, Montoro precisó que ese superávit se puede dedicar tanto en 2018 como en 2019 a inversiones de carácter social, cultural, de seguridad ciudadana... En definitiva, precisó, para la «atención a las grandes preocupaciones de los ciudadanos», pues esos fondos que saldrán del cajón podrán destinarse a protección civil, prevención y extinción de incendios, asistencia sanitaria, colegidos, funcionamiento de archivos, bibliotecas y museos... Unos objetivos, resaltó Montoro, con los que «estamos convencidos» de que el superávit se utiliza para inversiones «compatibles» para el equilibrio presupuestario al que no se renuncia.

Unos objetivos con los que «estamos muy satisfechos», reconoció el alcalde de Palencia y presidente de la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP) de Castilla y León, Alfonso Polanco. «Hemos conseguido lo que estábamos pidiendo desde hace mucho tiempo», destacó el regidor, quien valoró que puedan reinvertir ese superávit en «muchas cuestiones» y que el abanico de posibilidades abierto por Hacienda «llega a todo el ámbito de competencias y reivindicaciones» de los entes locales.

«No puede ser más que una noticia positiva» para ayuntamientos y diputaciones, «pero muy especialmente para los vecinos», resaltó también el presidente de la institución provincial de Valladolid, Jesús Julio Carnero, para quien este cambio «era de justicia y es la respuesta al ejercicio responsable» que han venido realizando los entes locales durante la crisis.

También Mañueco puso de relieve la gestión de ayuntamientos y diputaciones en España, «especialmente» los gestionados por el PP, que «con eficacia y gastando menos de lo que ingresamos» no sólo no tienen déficit, sino que está «sirviendo para ayudar a España a salir de la crisis» y para la «construcción y cohesión social». Además, el presidente regional de los populares resaltó que el superávit municipal «está sirviendo temporalmente» para que las comunidades autónomas tengan déficit. Un descuadre entre ingresos y gasto, precisó, que «sirve» para «pagar» médicos, profesores, atención a las personas mayores, ampliar la tarifa plana de autónomos...

«Municipalista»

Fernández Mañueco dio las «gracias» al ministro por la «sensibilidad» e incidió en que el Gobierno de Rajoy, al igual que el PP, «es municipalista». Frente a esto, criticó que «quien no cree en el mundo rural, no cree en Castilla y León, no cree en España». También censuró a los que pretenden eliminar las diputaciones, ya que están «abandonando» a miles de personas. «Algo -añadió- que no vamos a consentir» desde el PP. Una apuesta por el municipalismo que también subrayaron tanto Fernando Martínez-Maillo como Javier Arenas y el propio Montoro, quien dejó claro que «no vamos a cerrar ningún ayuntamiento».