El equipo de dirección de la Consejería y miembros del grupo de trabajo en la última reunión
El equipo de dirección de la Consejería y miembros del grupo de trabajo en la última reunión - ICAL

El grupo para mejorar la Atención Primaria pide más gasto, pero difiere en su destino

Debaten si concentrar la asistencia en los grandes núcleos o mantener los consultorios rurales

ValladolidActualizado:

El grupo de trabajo para mejorar la Atención Primaria celebró ayer su tercer encuentro en la sede de la Consejería de Sanidad aunque, a efectos prácticos, fue el primero en el que se comenzó a analizar y a discutir sobre la forma de mantener un modelo asistencial que se está viendo seriamente tocado por la falta de médicos en el mundo rural.

En la reunión de ayer se trabajó en tres grupos diferentes, como ya se había acordado. Uno de ellos, el principal, centrado en la planificación territorial de la Atención Primaria, las zonas básicas de salud, los consultorios y la organización general. Fue en este foro donde se presentaron los primeros planteamientos y se coincidió en uno de ellos: la necesidad de aumentar el presupuesto en Atención Primaria. No hubo acuerdo, sin embargo, en el destino que se quiere dar a esos recursos, ya que, en definitiva, se trata de mantener el modelo actual o modificarlo. La reunión duró más de dos horas y en ella estuvieron presentes representantes de los colegios de médicos, sindicatos profesionales (CESM y Satse) y de clase y representantes de los grupos parlamentarios, entre otros, No hubo presencia, en cambio, de las plataformas en defensa de la Sanidad Pública que, al constituirse el Grupo de Trabajo, habían manifestado su deseo de participar.

Movilidad

De esta forma, el equipo centró el debate en cómo garantizar el modelo asistencial actual sobre la base de los recursos humanos con que se cuenta. Y es en este punto donde surgieron las discrepancias ya que el colectivo médico apuesta por concentrar los medios y garantizar la atención mediante la movilidad de los pacientes, reforzando para ello los sistemas de transporte. Un planteamiento que hizo el presidente del Colegio de Médicos de Segovia, Enrique Guilabert Pérez, quien se mostró partidario de potenciar los centros de salud, sin olvidar, eso sí, la atención domiciliaria que, a su juicio, se puede mantener y potenciar. También se puso sobre la mesa la cartera de servicios vigente, con la convicción de que se debe mantener, porque están bien dimensionada, y se apostó por promocionarla para que sirva de referencia.

Al termino del encuentro, Guilabert Pérez se mostró satisfecho de un encuentro «más productivo que los anteriores», entre otras cosas porque el grupo de trabajo se va reduciendo y se pueden centrar mejor los debates. El Sindicato Médico había mostrado, además, su disgusto por la presencia de representantes de las plataformas e, incluso, llegó a plantearse si continuar en el grupo si seguían asistiendo ya que, a su juicio, la labor debe ser profesional y científica.

Menos optimista se mostró la secretaria general del sindicato de enfermería Satse en Castilla y León, Mercedes Gago, quien se refirió a las dificultades que existen para que se pueda llegar a acuerdos sobre el modelo asistencial que se quiere. En este sentido, también aludió al consenso en torno a la necesidad de incrementar el presupuesto que se destina a la Atención Primaria, aunque los representantes políticos advirtieron de las dificultades de ese objetivo con el actual modelo de financiación.

La otra discrepancia en el seno del grupo se produjo, según relató Gago, por el destino que se quiere dar a ese incremento que puede ir a los grandes centros o a los de menor dimension. Desde Satse se apostó por partidas dirigidas a la promoción y el cuidado de la salud que, en definitiva, acaban por permitir una reducción del gasto al bajar la perioricidad con la que se acude al médico. La próxima cita del grupo de trabajo será el lunes con otro aspecto de la Atención Primaria especialmente controvertido como es la accesibilidad.