Atilano Soto y Manuel Escribano se saludan antes de prestar declaración ante la Fiscalía, en una imagen de archivo
Atilano Soto y Manuel Escribano se saludan antes de prestar declaración ante la Fiscalía, en una imagen de archivo - ICAL
Tribunales

La excúpula de Caja Segovia, más cerca del «banquillo» por las prejubilaciones

La desestimación de los recursos de seis ex directivos y altos cargos de la entidad era el paso previo para la apertura del juicio oral

SegoviaActualizado:

La Audiencia Provincial de Segovia, a través de dos autos, desestimó los recursos de apelación presentados por seis ex altos cargos y directivos de Caja Segovia en el caso de las prejubilaciones y da por concluida la instrucción judicial. El abogado de Izquierda Unida, Alberto López Villa, que ejerce como acusación popular, recordó que ahora las defensas y la fiscalía tendrán que presentar sus escritos y se podría anunciar la apertura de juicio oral para finales de la primavera de 2018.

Los dos autos judiciales fueron notificados a las partes a última hora de la tarde del lunes, según López Villa, en los que la Audiencia Provincial de Segovia considera que no procede «la práctica de más diligencias», concretamente la que pedía solicitar más documentación a la compañía de seguros Caser. Para el abogado de IU Segovia, el auto, «de una manera un poco sorpresiva», admite llevar a cabo esta prueba durante el juicio oral «si llega a celebrarse» y no acaba de entender porque los magistrados «ponen en duda» que el juicio se vaya a llevar a cabo.

El letrado recordó que la acusaciones, Izquierda Unida y la Confederación Intersindical de Cajas de Ahorro, ya presentaron sus escritos de acusación. En el caso de la formación política, solicitaron un total de 42 años de prisión y una cuantía económica de más de 18 millones de euros como resultado de solicitar la pena máxima de ocho años prevista para el delito de administracion desleal y por la responsabilidad civil que tienen que asumir los ex directivos de Caja Segovia.

Apertura del juicio oral

López Villa insistió en que en el caso de las prejubilaciones millonarias «no tenía riesgo de s obreseimimento como en el caso del Torreón de Lozoya». Tras los autos de la Audiencia se tienen que remitir a las defensas, los escritos de acusación para que ellos presenten los documentos en «los que pedirán la absolución de sus clientes». Después, habrá vía libre para la apertura de juicio oral que podría fijarse sobre el mes de junio del año que viene por los supuestos delitos de administración desleal y apropiación indebida.

Los recursos de apelación al auto del Juzgado número 2 de Segovia fueron presentados, hace cuatro meses, por los abogados del ex presidente de Caja Segovia, Atilano Soto, el ex vicepresidente, Manuel Agudíez, la vicepresidenta segunda, Elena García Gil, el ex director general, Manuel Escribano, el ex secretario general de la entidad, Antonio Tapias y el ex responsable de Recursos Humanos de Caja Segovia, Enrique Quintanilla.