La Policía Nacional detiene a un hombre que ofertaba en Internet pastillas adelgazantes prohibidas y vinculadas con la anorexia
La Policía Nacional detiene a un hombre que ofertaba en Internet pastillas adelgazantes prohibidas y vinculadas con la anorexia - ABC
Sucesos

Detenido en Burgos por ofertar en internet pastillas adelgazantes prohibidas y vinculadas con la anorexia

Estas sustancias que vendía habían sido retiradas del mercado en 2012 al contener un principio activo relacionado con trastornos de la conducta alimentaria

BurgosActualizado:

Agentes de la Policía Nacional detuvieron en Burgos a un hombre de 36 años, de origen español, como presunto autor de los delitos contra la propiedad industrial, salud pública y blanqueo de capitales tras ofertar a través de una página web pastillas adelgazantes prohibidas desde el año 2012 y otros productos falsificados, como gafas de sol, bolsos o complementos.

Los policías realizaron tres registros en los que intervinieron 2.126 productos falsos, 810 pastillas adelgazantes, dos dispositivos informáticos, un teléfono móvil, diversa documentación y un vehículo, según informaron fuentes de la Subdelegación del Gobierno.

Las investigaciones se iniciaron al detectar, en una web de anuncios clasificados, que un usuario ofrecía réplicas de diferentes complementos como gafas de sol, neceseres o bolsos que podrían vulnerar los derechos de propiedad industrial registrados de varias marcas de reconocido prestigio. Durante el proceso los agentes identificaron al vendedor, quien ofertaba estos productos desde 2010.

Siguiendo con las investigaciones se constató que, durante los tres últimos años, el hombre habría ingresado con la venta más de 300.000 euros, con los que habría adquirido una vivienda y un vehículo de alta gama.

Pastillas adelgazantes prohibidas

Los agentes detectaron también que esta persona vendía unas pastillas adelgazantes que se prohibieron comercializar en 2012, ya que incluía en su composición un principio activo relacionado con la anfetamina y vinculado con trastornos de la conducta alimentaria, con el riesgo que esto conlleva para la salud. Uno de los componentes de estas pastillas causó la muerte de varias personas en diferentes países durante el tiempo que estuvo legalmente a la venta.

Finalmente, los policías realizaron tres registros -en su domicilio, en un trastero y en un establecimiento comercial-, donde intervinieron más de 2.000 artículos falsificados que vulneraban los derechos de propiedad industrial de varias marcas, así como 810 pastillas adelgazantes prohibidas, dos dispositivos informáticos, un teléfono móvil, diversa documentación de envíos de mercancía y un vehículo.

Como consecuencia de las investigaciones el varón fue detenido como presunto autor de los delitos contra la propiedad industrial, salud pública y blanqueo de capitales. En estos momentos ya ha pasado a disposición judicial.