El rector de la UVA, Daniel Miguel
El rector de la UVA, Daniel Miguel - ICAL
Educación

Daniel Miguel: «La situación tiende ya a ser alarmante»

El rector de la UVA asegura que en carreras como Química «hace 20 años que no incorporamos a un profesor joven»

Actualizado:

Tampoco escapa al problema del envejecimiento de la plantilla la Universidad de Valladolid. «En general desde que soy rector lo vengo diciendo, es una situación que es grave, pero tiende ya a ser alarmante», señala el máximo representante de la institución vallisoletana, Daniel Miguel.

Muchos de sus profesores actuales comenzaron a ejercer en la década de los años 80 como consecuencia del gran crecimiento del número de estudiantes que entraban en la universidad, «pero ya nos llega la edad de jubilarnos», asegura.

Sin embargo, el problema no se produce de la misma forma en todas las titulaciones. Así, son las disciplinas más tradicionales las que tienen más dificultades, mientras que en áreas más recientes el profesorado es más joven. «La situación no es homogénea, pero, por ejemplo, Medicina tiene una situación muy preocupante porque la edad media supera los 60 años».

También existen dificultades en el área que más conoce el rector, Química, «hace veinte años que no incorporamos a un profesor joven».

Para remediarlo, últimamente se ha compensado el déficit de docentes estables o permanentes con figuras como la de profesor asociado o ayudante. «Un asociado tiene un contrato a tiempo parcial y por ley tiene que trabajar en otro sitio», por lo que su dedicación a la docencia tiene que ser limitada, explica.

En el caso de la Universidad de Valladolid, ahora se tiende más a la figura de «ayudante doctor», que tienen que tener la tesis y estar acreditados por una agencia.

Formación larga

Es importante, a su juicio, tener en cuenta que «los profesores de universidad no se pueden formar de la noche a la mañana. Hay una carrera académica que es larga» en la que pesa y mucho la investigación -en las disciplinas científicas hay hacer una estancia postdoctoral fuera de España-.

A todo esto hay que añadir que salen «muy pocas plazas» para poder ser profesor titular (funcionario) porque aún existe la restricción de la tasa de reposición.