Interior de la plantación desmantelada
Interior de la plantación desmantelada - Guardia Civil

Desmantelado en Méntrida un laboratorio «familiar» con 800 plantas de marihuana

La Guardia Civil detiene a dos personas, padre e hija, de nacionalidad polaca

Actualizado:

La Guardia Civil ha detenido en Méntrida (Toledo) a M. S. y a I. S. S., de 52 y 21 años, padre e hija, respectivamente, por delitos de cultivo y de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico. Se ha desmantelado también un laboratorio valorado en 60.000 euros con cerca 800 plantas de marihuana y a otros dos hombres se les ha tomado manifestación en calidad de investigados por estar relacionados con estos hechos. La colaboración de la Policía Local de este municipio ha sido crucial para el desmantelamiento de esta plantación.

La Guardia Civil de Méntrida, dentro de las actuaciones de prevención para evitar el cultivo y la elaboración de marihuana a gran escala, localizó en esta localidad una vivienda que raramente era frecuentada. Se detectó, en alguna ocasión, a un hombre nacionalidad polaca que se desplazaba desde la localidad de Santa Cruz del Retamar, ha informado la Delegación del Gobierno en nota de prensa.

Las averiguaciones de la Guardia Civil les llevaron a confirmar la existencia de una plantación en el interior de esta propiedad, por lo que solicitaron a la autoridad judicial una autorización de entrada y registro.

Una vez dentro de la vivienda, la Guardia Civil descubrió que el garaje de esta propiedad había sido transformado en un sofisticado laboratorio de marihuana -valorado en unos 60.000 euros-, de donde intervinieron 788 plantas en floración y casi 3.000 gramos de esta droga ya seca y dispuesta para su venta.

Igualmente, se hallaron libretas y documentación con anotaciones correspondientes a la venta de la marihuana, numerosos elementos eléctricos que estaban conectados a la red de forma ilícita, fertilizantes, básculas de precisión, maquinaria para el envasado y otros productos para el cultivo y elaboración de esta droga a gran escala.

La Guardia Civil detuvo a M. S. y a I. S. S., padre e hija de nacionalidad polaca, por los delitos de cultivo y tráfico de drogas y por defraudación de fluido eléctrico, por lo que fueron puestos a disposición del juzgado de primera instancia e instrucción de guardia de Torrijos.

A otros dos hombres de la misma nacionalidad, la Guardia Civil les tomó manifestación en calidad de investigados no detenidos en relación en el delito de cultivo y elaboración de estupefacientes.