«Mi valvulopatía congénita no me ha dado ningún problema»

Enrique Peces, campeón del mundo de Cuadriatlón

Este médico de 29 años compagina su trabajo en un hospital con los entrenamientos y la competición en un deporte que combina la carrera a pie, la natación, el piragüismo y el ciclismo

TOLEDOActualizado:

«Conocimiento, pensar y practicar. Y repetir, repetir y repetir de nuevo hasta que tú consigas ser el mejor». Es una máxima de Enrique Peces García (Talavera de la Reina, 1987), campeón del mundo de Cuadriatlón (carrera a pie, natación, piragüismo y ciclismo) en 2015.

Por los resultados que ha obtenido en el deporte y en sus estudios universitarios, el axioma le ha servido de mucho a este médico de 29 años, que este sábado ha recogido el premio Diputación de Toledo en la XXIII Gala del Deporte.

Enrique, que repite el circuito de cada prueba hasta que se lo aprende de memoria, empezó a despuntar muy joven en el piragüismo y en 2005 se proclamó campeón del mundo junior en Australia por un segundo de diferencia respecto al segundo. Luego dejó la alta competición para centrarse en sus estudios de Medicina. Después del paréntesis, este amante del jazz volvió a la primera línea del cuadriatlón con mucha fuerza y también con mucho esfuerzo, ya que compagina esa durísima modalidad deportiva con la especialidad de Traumatología y Ortopedia que realiza como residente en un hospital madrileño.

En Velada, su pueblo (3.000 habitantes), esperan que uno de sus hijos más ilustres dé otra vez la nota, como hace desde niño con otra de sus pasiones: tocar el saxofón.

-¿Cómo es una jornada habitual?

-Dependiendo del día, realizo la sesión aeróbica de bici o carrera por la mañana, antes de ir a trabajar a mi hospital, Fundación Alcorcón, a las 6.30 de la mañana. Y tras la jornada laboral, si no tengo guardia, realizo el entrenamiento principal por la tarde, ya sea kayak, en el lago de la Casa de Campo, o natación. Los días festivos o libres realizo los entrenamientos más extensivos, doblando las sesiones.

-Lo suyo es amor al deporte, ¿con qué ayudas económicas cuenta?

-Deporte como filosofía de vida, sintiéndome afortunado por hacer lo que me apasiona. En un deporte minoritario como el cuadriatlón, es importante y de agradecer las ayudas que tenemos. En mi caso, el Ayuntamiento de Velada, Serhosa, Felt, EnergyBikes y Jantex. Sin ellos, no podría permitirme realizar las Series Mundiales de Cuadriatlón y el resto de competiciones.

-Si estuviera el Tajo más limpio, ¿serían mejores sus registros?

-Si el Tajo, a su paso por Talavera de la Reina y el resto de localidades, tuviera un cuidado sostenible por todos (desde los ciudadanos hasta la Confederación Hidrográfica y los gobiernos), disfrutaríamos de un entorno más saludable y atractivo para la práctica deportiva. E indirectamente supondría la mejora en las condiciones de entrenamiento, y la posibilidad de sacar futuros campeones de las filas del Club de Piragüismo Talavera Talak.

-Dentro del cuadriatlón, ¿qué disciplina es su favorita?

-Sin duda, el sector de kayak. Soy piragüista reconvertido a cuadriatleta, a diferencia del resto de mis competidores, que suelen proceder del mundo del triatlón. El kayak suele ser el sector que marca la diferencia en este deporte

-Usted es médico, ¿le ayuda esta circunstancia en sus entrenamientos y competiciones?

- Ser médico y residente de Traumatología me ayuda sin duda en ser consciente de la importancia en la prevención de posibles lesiones deportivas. Los días siguientes a las guardias me los tomo con más tranquilidad, para no sobrecargar al cuerpo después de 24 horas trabajando. La organización es la base de mi planificación, para poder realizar ambas actividades a pleno rendimiento. Sin embargo, es obvio que debo compaginar mi trabajo con los entrenamientos y competiciones, y en ello estoy orgulloso y agradecido a mi hospital por las facilidades que me ofrece.

-¿Para cuándo el cuadriatlón será olímpico?

-Por mí, como si lo quieren poner para estos próximos Juegos de Río 2016. Sinceramente, creo que a pesar de lo atractivo de este deporte, que el cuadriatlón haya nacido de dos deportes muy asentados ya en el programa olímpico (el piragüismo y el triatlón) hace difícil su inclusión como deporte olímpico, aunque no por ello es menos espectacular.

-Usted sufre una valvulopatía cardíaca congénita como otro gran triatleta, Javier Gómez Noya. ¿Le ha afectado esta patología en su carrera en algún momento?

-De momento, no me ha dado ningún problema y estoy totalmente asintomático. Sigo mis revisiones periódicas cardiológicas y de valoración funcional, y no creo que me limite para alcanzar mi máximo rendimiento. Da la casualidad de que mi ídolo, Gómez Noya, también presenta una afectación similar y ahí le tenéis, con cinco mundiales de triatlón.