Sánchez, es su turno

Ciudadanos está aquí para influir y moderar desde un espíritu liberal. También al PSOE

Juan Fernández-Miranda
MadridActualizado:

Uno, dos y tres: primero fue Pablo Iglesias en la misma noche electoral; luego fue Casado, en la sucesivas reuniones con Sánchez en Moncloa; y, tercero, al fin, Albert Rivera, que ayer se dio la vuelta como un calcetín para ofrecer un acuerdo de «foto finish» para impedir las elecciones. Uno, dos y tres partidos cediendo a la espera de Sánchez, el yerto y táctico presidente en funciones.

Consideraciones aparte sobre los tiempos de Rivera, Sánchez se ha quedado sólo ante el espejo, inmóvil asumiendo el único hecho incontrovertible de este periodo electoral: que 123 escaños son tan meritorios para el PSOE como escasos para gobernar en solitario. Todo lo demás ha sido propaganda monclovita. Él lo sabe y algunos

Juan Fernández-MirandaJuan Fernández-MirandaRedactor jefeJuan Fernández-Miranda