Carretera que lleva a la playa de Sfiha, frente al Peñón de Alhucemas, España
Carretera que lleva a la playa de Sfiha, frente al Peñón de Alhucemas, España - LUIS DE VEGA HERNÁNDEZ

Heridos dos militares al recibir el impacto de una moto de agua en la isla de Alhucemas

Los cabos fueron alcanzados en el embarcadero militar cuando dos turistas holandesas perdieron el control del vehículo

EP
MelillaActualizado:

Dos militares españoles han resultado heridos por una moto de agua que transportaba a dos turistas holandesas en la zona próxima al peñón de Alhucemas, isla de soberanía española situada a 700 metros de la costa marroquí y a 84 kilómetros de Melilla, según ha informado a Europa Press este miércoles un portavoz de la Comandancia General.

Los hechos han ocurrido en la tarde de este martes, sobre las 18.00 horas, en el destacamento de Alhucemas, donde hay una guarnición militar melillense custodiando este territorio español, «cuando una moto de agua con dos turistas holandesas, procedente de la playa de Alhucemas, impactó contra el embarcadero del puerto del destacamento, al parecer al perder la conductora el control de la moto». En ese momento, en el embarcadero se encontraba un grupo de militares que prestan sus servicios en el mismo, «siendo alcanzada por la moto una Cabo del Ramix 32 y un Cabo del Grupo de Regulares 52».

El portavoz militar ha señalado que en ese momento se activó al servicio sanitario de la Comandancia General de Melilla (Comgemel) y al Destacamento Famet y se realizó la aeroevacuación de los dos cabos a Melilla, siendo ingresados en el servicio de urgencias del Hospital Comarcal para ser diagnosticados y tratados de las consecuencias del golpe, siendo informada y acompañada desde el primer momento la familia por los mandos de sus unidades.

Asimismo, ha indicado que de los datos personales de los militares, así como de su evolución, «hay que respetar la decisión de no hacerlo público por parte de los interesados y/o familiares, por lo que rogamos se respete ese derecho». Por su parte, la Comandancia General de Melilla ha deseado «un pronto restablecimiento para los dos cabos y su pronta reincorporación a sus unidades».