Imagen capturada de la señal institucional del Tribunal Supremo, del comisario de los Mossos d'Esquadra Ferran López, durante su comparecencia
Imagen capturada de la señal institucional del Tribunal Supremo, del comisario de los Mossos d'Esquadra Ferran López, durante su comparecencia - Efe
Opinión

Comportamientos estancos

Actualizado:

Ferran López, número dos de los Mossos, realizó una afirmación en su declaración en el Supremo que despertó la atención de los jueces, los abogados y las acusaciones en una sesión que se desarrollaba de forma anodina. «Si se producía un escenario de violencia, Puigdemont nos dijo que declararía la independencia», manifestó López al ser interrogado sobre los preparativos de la consulta ilegal del 1 de octubre. El jefe operativo de los Mossos respaldó la versión de Trapero, subrayando que en todo momento el cuerpo policial autonómico cumplió los mandatos de la Fiscalía y de la juez Mercedes Armas para evitar su celebración. Reconoció la falta de sintonía con el Govern y habló de «comportamientos estancos» para sostener que nunca hubo instrucciones políticas de Puigdemont y de Forn para incitar a una desobediencia de las órdenes judiciales. Una tesis que contradice el testimonio de los mandos de la Policía Nacional y la Guardia Civil que acusaron a los Mossos de absoluta pasividad y de connivencia activa con el independentismo. El tribunal tendrá que decidir cuál de estas dos visiones contrapuestas encaja con los hechos.