Francisco Herrero y Francisco Ferraro durante la rueda de prensa celebrada en Sevilla
Francisco Herrero y Francisco Ferraro durante la rueda de prensa celebrada en Sevilla - Juan Flores
Observatorio Económico de Andalucía

El Observatorio Económico andaluz resta importancia al impacto de la supresión del Impuesto de Sucesiones

Cree que el repunte del PIB regional en el primer trimestre no puede achacarse a la acción del Gobierno PP-Ciudadanos

SevillaActualizado:

El presidente del Observatorio Económico de Andalucía (OEA), Francisco Ferraro, considera que la medida estrella con la que se estrenó el Gobierno andaluz, la supresión del impuesto de Sucesiones y Donaciones en la comunidad autónoma, «no es una cuestión muy importante fiscalmente» porque su aportación a la recaudación tributaria regional tampoco es significativa, ha señalado.

A preguntas de los periodistas, tras presentar el último informe macroeconómico elaborado por esta asociación independiente de economistas, Ferraro también ha apuntado que en el seno del OEA no se ha debatido sobre esta reforma fiscal impuldada por el Ejecutivo de PP y ciudadanos, y que, por tanto, no se ha adoptado una tesis colegiada sobre la idoneidad o no de eliminar el tributo a las herencias en la comunidad autónoma.

El OEA estima que la economía andaluza ha crecido un 0,8% en el primer trimestre del año, una décima más que la media española y tres décimas más que en el trimestre anterior. El crecimiento interanual se ha situado, según el Observatorio, en un 2,4%, en la media de España.

Juan Flores
Juan Flores

«La desaceleración se ha moderado, pero no puede decirse que edsa tendencia haya desaparecido», ha afirmado Francisco Ferraro, que ha comparecido en la sede de la Cámara de Comercio, institución que colabora en la elabporaciçón de stos informes trimestrales, junto a su presidente, Francisco Herrero.

El presidente del OEA estima que, «por ahora, el efecto del nuevo Gobierno es nulo o muy liviano». Así, apunta que «no se han adoptado muchas medidas que afecten de manera directa a la actividad económica diaria. Más que nada se han anunciado», ha apostillado.

En consecuencia, también ha señalado el economista, «no sería muy correcto atribuir al nuevo Gobierno andaluz el crecimiento de tres décimas» del primer trimestre de este año con respecto al último de 2018.

Para el ejercicio 2019, el OEA prevé que el PIB andaluz crezca un 2,1%, lo mismo que la emdia nacional, y que el empleo, sin embargo, repunte menos de la mitad que la economía, un 1%.

En la presentación del informe no ha estado esta vez un habitual, Manuel Alejandro Hidalgo, economista de la UPO que ha pasado a ocupar la secretaría general de Economía en el Gobierno andaluz. Le sustituye como representante de la Universidad Pablo de Olavide José Luis García Hidalgo, que ha estado presente en la rueda de prensa.

El Observatorio Económico de Andalucía se presenta como una asociación sin ánimo de lucro e independiente, que basa sus reflexiones y propuestas en el análisis económico. Está integrado por economistas y otros profesionales de muy distintos ámbitos (empresarial, financiero, académico, público, consultoría) de todas las provincias andaluzas.

Este foro tiene ya casi 30 años. Fue creado en 1990 por un grupo de economistas vinculados a las Cámaras de Comercio de Sevilla y Almería, cuyos Servicios de Estudios propiciaron su actividad y desarrollo hasta 1998, cuando el Observatorio aprobó sus estatutos que lo convirtieron en asociación independiente.

Desde entonces el Observatorio ha venido realizando sus actividades con sus propios recursos y el patrocinio de entidades, como Unicaja y Cajamar y, desde 2012, de La Caixa.