Fachada del Banco de España
Fachada del Banco de España - EPA

La morosidad de la banca española baja al 7,80% en febrero

El recorte de los impagos en febrero se debe a la reducción de la cartera crediticia de bancos y cajas, que terminó el mes en 1,228 billones de euros

MADRIDActualizado:

Las entidades financieras que operan en España registraron una morosidad del 7,80% el pasado mes de febrero, seis centésimas menos que el 7,86% del mes anterior, según los datos provisionales publicados or el Banco de España.

La entidad ha dado a conocer al mismo tiempo las cifras correspondientes a enero y febrero, una vez que las entidades han ajustado sus cuentas a las nuevas normas de contabilidad.

El recorte de los impagos en febrero se debe a la reducción de la cartera crediticia de bancos y cajas, que terminó el mes en 1,228 billones de euros frente a los 1,236 billones de enero, así como de un menor volumen de créditos morosos, 95.865 millones frente a los 97.161 millones de un mes antes.

De esta forma, el indicador retrocede de nuevo al nivel alcanzado el pasado diciembre, el 7,79%, que fue también su cuarto descenso anual consecutivo.

Además, el 7,80% de febrero es inferior en 1,35 puntos porcentuales al 9,15% de un año antes y 2,29 puntos más bajo que el 10,09 % correspondiente a febrero de 2016, que fue el último mes que el indicador se situó por encima del 10%, de donde no bajaba desde julio de 2012.

El ratio de mora del sector financiero, aunque aún es elevado, mejora poco a poco al compás del desendeudamiento de familias y empresas y de la mejora de la economía y el empleo, con lo que se aleja cada vez más del máximo histórico del 13,61% alcanzado en diciembre de 2013, pese a lo que ha empeorado en varias ocasiones puntuales.

La morosidad agregada del sector de bancos, cajas y cooperativas, que el Banco de España presenta separada de la de los establecimientos financieros de crédito (EFC), terminó febrero en el 7,86 % tras subir el mes anterior al 7,92% después de los ajustes contables, con lo que recuperó también el nivel de cierre de 2017. En comparación con febrero de 2017, el recorte fue de 1,35 puntos porcentuales.

Estas entidades sumaban un volumen de impagos de 92.468 millones de euros, 1.256 millones menos que el mes anterior, para una cartera crediticia total de 1,175 billones, que también había adelgazado en comparación con los 1,183 billones de enero.

En tasa interanual, los impagos de bancos y cajas se habían reducido en 18.666 millones de euros, mientras que el crédito había caído también de forma considerable, desde los 1,209 billones de entonces.

Por último, los establecimientos financieros de crédito (EFC), que financian la compra de grandes bienes de consumo, cerraron febrero con un ratio de mora del 5,70% por tercer mes consecutivo, fruto de una caída tanto del crédito como de los dudosos.

En concreto, la cartera se redujo a 44.929 millones desde los 45.493 millones anteriores, al tiempo que los impagados bajaron a 2.560 millones desde los 2.592 millones de enero.