El Ministerio de Fomento pasará a ser de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana

Así lo ha anunciado hoy la secretaria general de Transporte, María José Rallo, en la asamblea de Astic

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El nuevo Gobierno que conforme Pedro Sánchez modificará el nombre del actual Ministerio de Fomento, que dirige José Luis Ábalos, que pasará a denominarse Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Ubana, para centrar sus esfuerzos en el objetivo de desarrollar una movilidad sostenible, eficiente y segura.

Así lo anunció la secretaria general de Transporte del Ministerio de Fomento, María José Rallo, durante la XLII asamblea general de la Asociación del Transporte Internacional por Carretera (Astic), celebrada en Granada, en la que desveló el cambio de denominación del actual Ministerio de Fomento.

Cabe recordar que en 1991, con Felipe González, se fusionaron el Ministerio de Obras Públicas y Urbanismo y el Ministerio de Transportes, Turismo y Comunicaciones para formar el Ministerio de Obras Públicas y Transportes. En 1993 se añadió el nombre de Medio Ambiente, denominación que se mantuvo hasta 1996. El primer gobierno de José María Aznar cambió el nombre a Ministerio de Fomento.

Rallo detalló que pasará denominarse Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana para centrar sus esfuerzos en el objetivo de implementar y desarrollar una movilidad sostenible, eficiente y segura, para lo que se supeditará la inversión en nuevas infraestructuras y el mantenimiento y adecuación de las existentes.

Por su parte, Astic ha valorado la medida al ver cumplida su reivindicación de que el Gobierno reconozca y aporte la visibilidad que el transporte «se merece» ante la Administración y la opinión pública para llegar a ser considerado como sector estratégico y vertebrador de la economía.

«Es un paso muy importante para poner de relieve los sectores del transporte en España, por su contribución a la vertebración social, productiva y territorial», subrayó el director general de Astic, Ramón Valdivia, quien recordó que considerando solo el modo de carretera, el transporte ya aporta más del 4,5% del PIB español y más de 10.000 millones de euros anuales a las arcas públicas.

Además, el transporte por carretera y la logística está conformado por un tejido empresarial que sustenta más de 850.000 puestos de trabajo. Por ello, cree que la variación de nombre del Ministerio va más allá de una simple nomenclatura, y responde a un «cambio cultural» en la propia organización del ministerio.

A su juicio, se aborda el reto de alinear las prioridades del ministerio a los grandes retos internacionales y la nueva cartera ministerial responderá a concebir la movilidad como «un derecho para las personas, un elemento de crecimiento económico para las empresas a través del transporte de mercancías y como un elemento de cohesión social».