Román Escolano ocupaba la vicepresidencia del BEI desde 2014
Román Escolano ocupaba la vicepresidencia del BEI desde 2014 - EFE

España mantendrá la vicepresidencia del BEI

El organismo designará a otro español como sustituto de Román Escolano hasta 2020

MadridActualizado:

Román Escolano, nombrado este miércoles ministro de Economía, será sustituido por otro español en la vicepresidencia del Banco Europeo de Inversiones (BEI). Según fuentes de Economía, nuestro país mantendrá hasta 2020 este cargo en el organismo, dedicado a financiar proyectos empresariales y ayudar a recabar fondos. Desde el Ministerio señalan que aún no se conoce el nombre del sucesor de Escolano como número dos en el BEI, aunque se sabrá pronto. Tras la propuesta de España en comandita con Portugal, con quien comparte el cargo, debe ser el consejo de gobernadores, es decir, el Eurogrupo el que lo designe oficialmente.

Escolano llevaba desde 2014 como vicepresidente del Banco Europeo de Inversiones. Por ello, su nombramiento se entiende como un guiño a preservar la imagen de España en la UE. Su labor en el BEI ha sido siempre muy valorada en las instituciones comunitarias. El propio Hoyer, en una entrevista con ABC el pasado mes de octubre, alabó la experiencia de Escolano en el Instituto de Crédito Oficial (ICO), como director entre 2012 y 2014, lo que sirvió para realzar el armazón del Plan Juncker. «Mi vicepresidente [por Escolano] es muy activo, tiene un gran background del ICO y está funcionando muy bien», señaló entonces.

España precisamente es el país que más se ha beneficiado de estos fondos, con 11.500 millones el año pasado. Por ello, el nuevo vicepresidente del Banco Europeo de Inversiones tendrá una labor destacada, máxime cuando a un año de las elecciones el Plan Juncker ha sido la medida estrella de la Comisión Europea, para ayudar a recabar financiación a empresas. El BEI, eso sí, cuenta con ocho vicepresidencias.

Ahora el Gobierno deberá nombrar sucesor. Curiosamente, Escolano en su momento aterrizó en el organismo por otro imprevisto: sucedió a la exministra socialista de Fomento Magdalena Álvarez que dimitió por su imputación en el caso de los ERE fraudulentos en Andalucía. El cargo es uno de los que tiene más importancia entre los organismos comunitarios. El BEI cuenta con un balance de 600.000 millones de euros, mayor que cualquier otro organismo de financiación multilateral como el Banco Mundial.