El presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Bonet
El presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Bonet - ERNESTO AGUDO

La Cámara de Comercio se fija como objetivo la contratación de 16.600 jóvenes en empresas hasta 2018

El organismo cameral otorgará ayudas de 1.500 euros a las compañías que contraten durante al menos seis meses a uno de los participantes en el programa PICE

ALICANTEActualizado:

La Cámara de Comercio de España se ha fijado como objetivo 16.600 contrataciones de jóvenes entre 16 y 29 años en el marco del Plan Integral de Cualificación y Empleo (PICE), que se desarrolla entre 2016 y 2018. Así lo ha anunciado su presidente, José Luis Bonet, en un desayuno de trabajo celebrado este viernes con empresarios alicantinos, organizado por la Confederación Española de Directivos y Ejecutivos, en colaboración con el Círculo de Economía de Alicante.

Para conseguir este objetivo, según fuentes del organismo cameral, se ha puesto en marcha un plan de ayudas directas de 1.500 euros a las empresas que contraten durante al menos seis meses a uno de los jóvenes participantes en el PICE.

"Desde mi experiencia como empresario", ha declarado Bonet, "conozco la importancia que tiene apoyar a los jóvenes que empiezan su andadura profesional y transmitirles el conocimiento de los trabajadores más experimentados" ya que "sólo así se consiguen crear buenos equipos y captar y retener el talento".

"Por ello, la Cámara de España, a través del Programa Integral de Cualificación y Empleo, está en disposición de ofrecer a empresas y jóvenes el apoyo necesario para lograr nuestro propósito", ha proseguido.

Durante su intervención, el presidente de la Cámara ha hecho una radiografía del estado actual del programa, que nació a finales del año 2014 en el marco del Sistema Nacional de Garantía Juvenil del Ministerio de Empleo y Seguridad Social y que está cofinanciado por el Fondo Social Europeo (FSE).

Hasta el momento, según Bonet, 19.200 jóvenes han completado ya la primera fase del programa y han recibido orientación vocacional, 8.500 han finalizado la segunda etapa y han recibido formación, centrada en habilidades sociales, competencias digitales e idiomas, y 4.000 han concluido el tercer nivel, consistente en una formación específica definida en función de las necesidades de las empresas adheridas al programa para facilitar la inserción laboral. En cuanto al número de inserciones ya logradas, Bonet ha manifestado que se han logrado un total de 150, "cifra que se irá incrementado a través de las ayudas directas a las empresas".

También en el marco del PICE, la Cámara de Comercio de España pondrá en marcha este año otro programa, el Plan de Movilidad, a través del cual 3.000 jóvenes tendrán la oportunidad de realizar prácticas laborales durante al menos tres meses en algún país de la UE.

Para poder participar, los jóvenes deberán estar registrados en el PICE, tener entre 18 y 30 años y, además de un curso previo de formación específica para el trabajo que vaya a realizar y otro para mejorar su nivel del idioma, los jóvenes recibirán de la Cámara una beca en torno a 2.000 euros, aunque variará según el nivel de vida del país destino, para sufragar gastos de estancia.