Delegación de la Agencia Tributaria
Delegación de la Agencia Tributaria - EFE
CONSUMO

Acciones a realizar antes de fin de año para ahorrar en la declaración de la Renta

El Consejo General de Economistas ha publicado un documento con 75 recomendaciones para planificar la próxima campaña de la Renta

MADRIDActualizado:

Cuando quedan pocas semanas para que acabe el año, es el momento más adecuado para actuar para pagar menos impuestos el próximo año. Hay que tener en cuenta las deducciones autonómicas. Muchos gastos pueden suponer un recorte del IRPF, como por ejemplo la guardería de los hijos, gastos educativos, abono transporte público, ayuda doméstica, la instalación de dispositivos de ahorro de agua o energía, el alquiler, tal y como recuerdan desde la asociación de consumidores OCU.

En esta línea, los asesores fiscales del Consejo General de Economistas han publicado un documento con 75 recomendaciones para planificar la próxima declaración de la Renta de 2018 antes de que acabe el año, entre los que destacan los siguientes:

-No hay que tributar por los intereses de demora por retraso en el pago de indemnizaciones exentas. Si acaso en las declaraciones no prescritas tributó por esos intereses, podrá solicitar la rectificación de la autoliquidación y la devolución de ingresos indebidos.

-En caso de que su empresa le esté compensando por dietas y gastos de viaje, estando exceptuados de gravamen, le conviene quedarse con los justificantes, por lo menos de estancia, transporte público, parking y peajes, por si tiene una comprobación.

-Los empresarios y profesionales que trabajan en casa por primera vez este año podrán deducirse los gastos de suministros (agua, electricidad, gas, telefonía o internet). Asimismo, tendrán la posibilidad de deducirse, con límites, los gastos de manutención realizados en el desarrollo de su actividad, si se producen en establecimientos de restauración y hostelería y se abonan con tarjeta.

-Si está pensando en realizar un ingreso en cuenta bancaria o adquirir un elemento patrimonial por un gran importe, sepa que la AEAT podrá comprobar si se corresponde con su renta y patrimonio declarados y, en caso contrario, le liquidará en el IRPF una ganancia de patrimonio no justificado. Por ello es importante estar preparado para poder justificar el origen del ingreso.

-Como todos los años, es conveniente realizar las siguientes acciones: amortizar un préstamo si puede aplicar la deducción por adquisición de vivienda, aportar a sistemas de previsión social como planes de pensiones para reducir su base hasta en 8.000 euros y compensar pérdidas y ganancias de transmisiones mediante la venta de bienes si es necesario.

-Si se jubiló en 2016 o en 2010 y anteriores, no olvide que el 31 de diciembre próximo termina el plazo para rescatar en forma de capital y con reducción del 40% las prestaciones correspondientes a las aportaciones efectuadas antes de 2007 a su plan de pensiones.

Por su parte, desde la OCU añaden los siguientes consejos:

-Comunicar los cambios que se produzcan en tu familia. La cantidad de retención a cuenta del IRPF depende entre otras cosas de las circunstancias familiares.

-Cambiar el salario en metálico por salario en especie. Algunas retribuciones están exentas de pagar IRPF, como, por ejemplo, los seguros sanitarios para el trabajador, su cónyuge y sus hijos. También entran dentro de esta categoría los cheques guardería.

-Esperar a cumplir 65 años para transmitir la vivienda ya que la ganancia que obtendrás estará libre de impuestos.

-Revisar los gastos como profesional. Si se pagan cuotas sindicales, cuotas al colegio profesional o si se ha tenido un pleito laboral con honorarios de abogado y procurador, esos gastos se deducen de los ingresos del trabajo, con lo que se paga menos por ellos.

-Los donativos deducen. Si se hacen donativos a ONG, fundaciones y entidades sin ánimo de lucro se puede deducir un 75% sobre los primeros 150 euros y un 30% sobre lo que exceda de esa cantidad ya que se puede subir al 35% si es el tercer año qué se dona a la misma entidad y cada año la donación ha sido igual o superior a la del anterior.

-Si es propietario de un inmueble en alquiler. Se puede deducir de la renta sujeta a IRPF los gastos necesarios para obtenerla: IBI, anuncios, agencia, seguros, comunidad… y también los gastos de reparación y conservación y los intereses de préstamos para la compra o mejora del inmueble.