Santiago Pozas y Manuel Vizcaíno, en la sala de prensa.
Santiago Pozas y Manuel Vizcaíno, en la sala de prensa.
Cádiz CF

Un partido del Cádiz CF por tres euros

El club acierta manteniendo unos precios que fidelizan al seguidor cadista
Por  13:31 h.

En un fútbol español primado por el dinero y los beneficios televisivos para los clubes profesionales, el aficionado ha quedado en muchos casos en un segundo plano arrinconado por todo lo que pueda generar economía.

Fútbol a horas intempestivas o en jornadas laborales ya sean lunes o viernes, los dirigentes del fútbol se han olvidado de lo importante, de los que tiran del carro en los momentos complicados y de los que hacen que todo esto tenga sentido, los seguidores.

De ahí que la línea de la campaña de abonados que el Cádiz CF mantiene un año más hace pensar que todavía hay clubes, como el amarillo, que siguen primando lo único importante, la fidelidad del aficionado y sobre todo del que deja su dinero para ver los partidos del equipo de sus amores.

¿Qué club de España puede decir que mantiene los mismos precios por quinta temporada consecutiva? ¿Qué club de Primera o Segunda puede decir que por poco más de tres euros se puede ver el partido de su equipo cada dos semanas? Pocos, por no decir ninguno.

A sólo 70 euros, un aficionado de Fondo Norte o Sur, puede volver a ver al Cádiz CF esta campaña si mantiene su carnet desde la última temporada en Segunda B. Lo que traducido resulta que el fiel seguidor pagará 3,33 euros por cada encuentro en Carranza ante equipos como el Deportivo, Málaga, Rayo Vallecano…etc.

A todo ello hay que unir que el cadista no pagará un solo euro si va a todos los partidos y el equipo sube a Primera. Una medida que realza aún más el papel del cadismo.

Y podrán criticar a Manuel Vizcaíno, todo es lícito, se tenga más o menos razón en esta cuestión, argumentando que con estos precios el club no progresa en lo económico, olvidando que sin masa social y sin fidelizar a los aficionados la entidad no mejora en absolutamente nada. Los clubes de fútbol son sus seguidores, sus aficionados, los que se rascan el bolsillo por ver a su equipo, los que lloran y ríen por un resultado. Que no se nos olvide.

El Cádiz CF ha vuelto a dar un paso adelante recordando que sin su gente da igual el jugador que se fiche. Los goles siempre deben venir desde la grada y Carranza no puede perder a sus delanteros.